Los colegios recogieron los libros con un resultado desigual

Algunos institutos lo harán la semana que viene; hubo incidencias en muchos centros al no coincidir los manuales


Santiago / La Voz

El 19 de junio era la fecha límite de entrega de los libros de texto en el caso de aquellos escolares que tuvieron un cheque de la Xunta para adquirirlos durante este curso. También podían entregar los manuales al nuevo banco todos aquellos estudiantes que quisieran hacerlo voluntariamente. El resultado ha sido bastante desigual, con colegios e institutos en donde los materiales se multiplicaron, y otros en los que solo se entregaron los libros obligatorios, o ni eso. En varios institutos de la comunidad no hubo recogida. Pese a que la orden que regula estos bancos ponía como fecha límite ayer viernes, los equipos directivos no lo harán hasta la semana que viene. ¿El motivo? Los estudiantes no saben aún sus notas, por lo que desconocen si necesitarán alguno de los libros para septiembre. La mayoría han puesto como fecha el próximo martes 23.

Además, los colegios e institutos se encontraron con múltiples incidentes o casuísticas en la recogida. La más común, que los libros que según Educación debía devolver los escolares no coincidían con los que en realidad tenían los pequeños. Esta situación se dio en casi todos los centros consultados, «en el listado de la Xunta aparecían libros que ni siquiera había en este colegio, como el de Religión o el de Ciencias Sociais, cuando aquí seguimos teniendo Coñecemento do Medio», explican en un centro. Alguna familia intentó colar un libro donado por el banco de las AMPA, y que de hecho llevaba el sello de la misma.

También hubo mucha variabilidad en el volumen de manuales entregados. En el Luís Seoane de Pontevedra se devolvieron los libros del cheque escolar, ya que es una obligación para seguir manteniendo las ayudas, pero apenas se recogieron más. En el Xulián Magariños, de Negreira, llegaron lotes completos a los bancos. Lo que hubo en general fueron pocas donaciones de familias que sin tener ayudas decidiesen entregar sus libros.

Protestas de Confapa

La confederación de AMPA Confapa Galicia ha enviado sendos escritos al conselleiro de Educación y a la que ha sido propuesta como nueva Valedora pidiendo una entrevista y reclamando que se retire la orden que crea los bancos de libros, y en el caso del conselleiro instándole a que se una a otras comunidades en la petición de paralizar la implantación de la Lomce. Además, la federación provincial de A Coruña realizó concentraciones en los colegios e instituto de la provincia a la hora de entrada de los escolares, para exigir que se retome el modelo de préstamo universal y en contra de las órdenes que regulan los bancos de libros y el cheque escolar.

Recuento de los materiales

Tras recoger los libros, los centros deberán ahora cuantificarlos, ver si están en buen estado, e introducir en una aplicación informática el número de ejemplares que hay de cada asignatura. La Xunta les da hasta el 2 de julio para hacer este trabajo, aunque en septiembre se incorporarán los de aquellos alumnos que tengan materias suspensas. Cuando se sepan cuántos libros hay, se distribuirán en orden inverso a la renta de los estudiantes. En el caso de que algún escolar que tenga una renta per cápita inferior a los nueve mil euros -y que por lo tanto tuviese derecho a las ayudas del cheque escolar- se quede sin libros porque no son suficientes, la Consellería de Educación se comprometió a habilitar partidas para que se adquieran desde los propios centros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Los colegios recogieron los libros con un resultado desigual