«Incineré a mi hijo, pero no van a incinerar la verdad»

Pablo González
pablo gonzález REDACCIÓN / LA VOZ

GALICIA

Las víctimas del Alvia quieren que en la Eurocámara se evidencien las deficiencias que confluyeron en el accidente, un debate que tanto el PP como el PSOE bloquearon en el Congreso

13 dic 2014 . Actualizado a las 05:00 h.

Las víctimas del Alvia han encadenado decepción tras decepción desde aquel fatídico día de julio en el que perdieron a sus seres queridos o sufrieron heridas que en muchos casos les dejarán secuelas de por vida. Primero la negativa del PP y del PSOE, ambos con responsabilidades en la línea donde ocurrió el accidente, a abrir una comisión de investigación parlamentaria. Después, las sucesivas desimputaciones de cargos del ADIF que han dejado de nuevo a cero el contador de la instrucción judicial, con el maquinista como único imputado de un accidente con múltiples causas y un proceso que languidece a pesar de los intentos de las propias víctimas por reactivarlo. Mientras, comprobaron con disgusto que, en lugar de las dimisiones que reclamaban, cargos con responsabilidades en la gestión de la seguridad ferroviaria lograban suculentos ascensos en la Administración.

A pesar de todo esto, las dos principales asociaciones de víctimas no se rinden. La más activa de ellas, la Asociación Plataforma Víctimas Alvia 04155, presentó ayer dos denuncias contra la Administración española en la oficina de la Unión Europea en Madrid. En paralelo, preparan un documental para dar su versión sobre el accidente. Su campaña de crowdfunding está teniendo éxito: en apenas una semana han logrado 13.750 euros para el largometraje. Necesitan 50.000.

La primera de las denuncias acusa al Estado de utilizar publicidad engañosa y «engañar gravemente» a los ciudadanos respecto a la seguridad de la alta velocidad, al asegurar que contaba con la última tecnología y sistemas de supervisión automática (ERTMS). La segunda es más técnica y tiene que ver con eventuales incumplimientos de la normativa comunitaria en materia de homologación del tren y la infraestructura o en la falta de independencia de la comisión que investiga este tipo de accidentes, entre otros asuntos.