Internet, peligrosa vía de acceso de los gallegos a la vacuna de la varicela

Los pediatras, críticos con Sanidad, recomiendan ponerla, pero alertan sobre la venta «on-line»

Un grupo de padres se queja en A Coruña de la imposibilidad de conseguir la vacuna en las farmacias gallegas.
Un grupo de padres se queja en A Coruña de la imposibilidad de conseguir la vacuna en las farmacias gallegas.

redacción / la voz

En los corrillos de padres y madres en las guarderías gallegas no se habla de otra cosa.

-¿Tú cómo la has conseguido?

-Se la encargué a una farmacia de Andorra y me la mandaron por mensajería. ¿Y tú?

-Pues nosotros organizamos un fin de semana en Navarra y ya la reservamos allí. La hemos traído en una nevera para no romper la cadena de frío.

La vacuna de la varicela, desaparecida de las farmacias desde el pasado verano tras una decisión unilateral de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), del Ministerio de Sanidad, ha convertido el Varivax, que así se llama el medicamento, en un objeto casi de estraperlo para los gallegos.

¿Por qué motivo? Pues porque muchos pediatras, enfrentados abiertamente a Sanidad por este tema a través de la Asociación Española de Pediatría (AEP), siguen recomendando a los padres que inmunicen a sus hijos a los 12 meses y que les pongan un recuerdo entre los 2 y los 3 años. Y ante el consejo de los profesionales -no todos siguen esta línea-, regueros de progenitores cruzan la frontera el fin de semana para adquirirla en las farmacias de Chaves o Valença do Minho, donde el Varivax sí está a la venta, lo mismo que sucede en Francia, Andorra, la comunidad de Navarra, Ceuta y Melilla.

Al margen del mercadeo, el fondo del problema es el siguiente: La AEMPS declaró la guerra en verano del 2013 a la vacunación sistemática de menores contra la varicela. Para ello decidió no liberar nuevos lotes de la vacuna, con lo que desabasteció las farmacias.

Más de setenta euros

En España, la varicela solo se incluye en el calendario de vacunación a partir de los 12 años (salvo en Navarra, Ceuta y Melilla, que sí la ponen al año de vida). Sin embargo, el Varivax estaba disponible en las farmacias y los padres, aconsejados por los pediatras, lo pagaban de su bolsillo (cuesta una media de 71 euros).

El argumento del Ministerio es que «la vacunación sistemática frente a la varicela a edad pediátrica puede inducir cambios en los patrones epidemiológicos de la enfermedad, consistentes en un aumento de los casos de varicela y herpes zóster a edad adulta», cuando es más peligrosa.

Esta decisión unilateral fue acatada por todas las comunidades, excepto Navarra, Ceuta y Melilla, que la prescriben a los 12 meses. Sus farmacias, por tanto, la siguen vendiendo, a pesar de que en Pamplona hay a veces problemas de abastecimiento por la afluencia de padres de otras autonomías. En Galicia, donde nunca estuvo en el calendario hasta los 12 años, era recomendada por los médicos para los bebés y comprada por los padres en las farmacias hasta que se cerró el grifo el verano pasado.

La respuesta de los pediatras ante la decisión del Ministerio ha sido contundente. Un documento de la AEP habla de «incongruencia de la decisión» e «indefensión de la población», y alude a la «posible responsabilidad de la Administración sanitaria ante eventuales complicaciones de la varicela, al impedir el uso de una medida preventiva sólidamente avalada por la experiencia. La vacunación frente a la varicela en la primera infancia, desde los 12 meses, ha demostrado ser beneficiosa en numerosos estudios y países con vacunación universal, como Estados Unidos, Canadá, Australia o Alemania».

David Moreno, coordinador del Comité Asesor de Vacunas de la AEP, asegura que el desabastecimiento del Ministerio «no tiene ni pies ni cabeza» y entra dentro del «criterio individualista habitual de la AEMPS», que ha derivado en prácticas «muy peligrosas», como la compra de la vacuna por Internet».

Recuerda que el 15 % de los casos de varicela en niños «se complican, a veces de forma seria, y considera que es «una decisión política y poco equitativa» privarles de la vacuna, «excepto en Navarra, Ceuta y Melilla». «¿Qué alerta sanitaria afecta a unas comunidades sí y a otras no», plantea Moreno antes de sugerir que «a ver si se atreven los políticos a explicar sus motivos a los padres que tienen a sus hijos ingresados en un hospital por no estar vacunados».

Añade este pediatra que a los suyos, «por supuesto», los tiene inmunizados, y que solo «decisiones incomprensibles» han sacado la vacuna de la varicela de las farmacias, una determinación, dice, que podría estar relacionada «con motivos económicos».

1,1 millones

Casos evitados

Los casos de varicela evitados en España en ese tiempo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
18 votos

Internet, peligrosa vía de acceso de los gallegos a la vacuna de la varicela