Respaldo unánime a la implantación del portugués en el sistema educativo gallego

Inicialmente, la iniciativa popular fijaba un plazo de 4 años para la implantación de las clases, un plazo que ha sido aplazado por falta de presupuesto

la voz

«Non sempre correndo se chega antes». Esta frase la utilizó ayer el empresario Xosé Carlos Morell, uno de los impulsores de la iniciativa legislativa popular, avalada por 17.000 firmas, que fue aprobada por unanimidad en el Parlamento y que apuesta por reforzar los vínculos culturales y lingüísticos entre Galicia y Portugal. Y la utilizó para sacarle trascendencia al hecho de que el proyecto normativo fuera rebajado a la hora de definir plazos precisos para la implantación de las clases de portugués en todo el sistema educativo gallego.

Inicialmente, la iniciativa legislativa popular fijaba un plazo de cuatro años para que el portugués fuera ofertado como lengua optativa en todos los centros gallegos y en todos los niveles, propuesta que el PP aplazó debido a la imposibilidad presupuestaria de asumirla en los plazos previstos.

«Había moitas vías para a implantación do portugués», remarcó Morell, antes de poner de relieve que ellos apostaron de manera especial por la educativa. Aun así, mostró su satisfacción con el resultado, pues la ley final «reflexa en boa parte a nosa petición», dijo, que consiste en hacerle ver a la ciudadanía que el gallego es una lengua «útil» si se pone en valor el fuerte vínculo que tiene con el portugués, con más de 250 millones de hablantes en el mundo.

Todos los grupos parlamentarios le dieron un apoyo incondicional al texto, si bien tanto el BNG como AGE echaron en falta que la tramitación no se hiciera con más diálogo político para no descafeinar tanto la propuesta original.

Y si Morell destacó al final de la votación que los proponentes se toman el acuerdo como «un punto de partida», desde el BNG, la diputada Ana Pontón advirtió que su grupo se mantendrá «vixiante» sobre el cumplimiento de lo acordado. De hecho, uno de los aspectos de la ley es que obliga a la Xunta a remitir un informe anual al Parlamento sobre los avances en la implantación del portugués y en el intercambio recíproco de las emisiones de radio y televisión entre un lado y otro del río Miño.

Reforma local

Por otra parte, el pleno del Parlamento también abordó ayer una proposición de ley del PSdeG en la que se emplazaba al Parlamento a recurrir ante el Tribunal Constitución la reforma local promovida por el Gobierno de Rajoy. La iniciativa logró el respaldo de todos los grupos de la oposición, pero fue vetada por el PP, que la consideró «frívola».

Votación
48 votos

Respaldo unánime a la implantación del portugués en el sistema educativo gallego