Bajo coste, alto riesgo

Manuel Cheda
M. Cheda SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

La Xunta considera ahora una «amenaza» para el turismo las aerolíneas que subvencionó

12 feb 2014 . Actualizado a las 07:00 h.

La Xunta, que durante el período 2005-2013 entregó millonarias subvenciones indirectas a compañías low cost, considera ahora un peligro la dominante posición de mercado que dichas empresas han adquirido dentro del sistema aeroportuario de la comunidad. De hecho, acaba de incluir ese hándicap dentro de las grandes «amenazas» para el sector que así figuran identificadas en el Plan Integral de Turismo de Galicia 2014-2016, cuyos contenidos -este no- fueron presentados anteayer parcialmente a la prensa.

En la página 37 del citado documento, donde aparecen recogidos los siete mayores riesgos que afronta el gremio en las cuatro provincias, se cita «a excesiva dependencia das rutas creadas pola liñas de aviación de baixo custe». No en vano, de acuerdo con datos oficiales de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena), ese tipo de sociedades mueven ya casi la mitad de los viajeros en la suma de Lavacolla, Alvedro y Peinador: el año pasado, 1.645.622 pasajeros sobre un global de 3.591.616. En el 2004, antes de que la Administración autonómica comenzase a financiarlas, simplemente, no operaban en ninguna de las tres terminales.

Junto a esta, en el informe referido constan seis amenazas más. Por ejemplo, la «percepción negativa respecto ao clima galego por parte dos turistas» y la «imaxe exterior de España, influenciada pola actual situación de crise, que non beneficia», así como «a existencia de destinos similares, máis consolidados e especializados, cos que hai que competir en calidade e prezo».