Galicia perdió en solo diez años a todos los vecinos de 1.240 núcleos

La comunidad tiene 65.154 áreas pobladas, y el resto del España, 87.237


Vigo / La Voz

La distribución de la población en Galicia no guarda similitud con ninguna otra zona de España. La altísima dispersión residencial de los habitantes de la comunidad hace que Galicia reúna casi el 43 % de los núcleos de todo el Estado. Son 65.154 las áreas habitables identificadas con denominación específica en las cuatro provincias gallegas, mientras que en las 46 restantes se contabilizan 87.237.

Incluso descartando los núcleos diseminados para contabilizar las denominadas entidades colectivas de población, el peso de Galicia es aún mayor, ya que cuenta con 3.772 de las 4.920 existentes en el Estado.

Pero la singularidad residencial de Galicia no viene dada solo por su dispersión, circunstancia que condiciona la prestación de servicios domésticos y la movilidad de sus habitantes, sino que la despoblación ha abierto una brecha que todavía atomiza más los asentamientos de la comunidad.

El nomenclátor de población publicado ayer por el Instituto Nacional de Estadística, con datos a 1 de enero del 2013, desvela que Galicia ha perdido en los últimos diez años toda la población en 1.240 núcleos que estaban habitados. Esos puntos sin vida cotidiana se suman además a otros 2.106 en los que ya solo quedaba el recuerdo de haber estado ocupados en otras épocas aún lo suficientemente recientes como para no haber perdido todavía su clasificación de área habitable por parte de la Administración.

Habitados o recuperados

En el mismo tiempo han surgido 373 enclaves habitados o recuperado alguno de los que se habían quedado sin vecinos.

A Coruña es la provincia que más núcleos residenciales tiene de todo el Estado. Sus 22.023 áreas habitadas, tanto de manera diseminada, como entidades singulares o colectivas, dejan muy atrás las 655 de Cádiz, las 952 de Málaga, 1.315 de Ávila, 1.319 de Palencia e incluso las 3.764 de Barcelona, por poner como referencia provincias con una superficie prácticamente idéntica. Localidades como Arzúa cuentan ya con 245 núcleos, 285 Carballo, 336 Cedeira o 519 As Pontes.

Precisamente por su gran dispersión, la provincia de A Coruña se sitúa también en cabeza en España en desertización poblacional. Desde el año 2003 dicha demarcación ha visto cómo se quedaron sin residentes 457 de sus núcleos, mientras se ocupaban viviendas en solo 152 que hasta entonces no contaban con vecinos o los habían perdido con anterioridad.

Lugo

Lugo, que es la segunda provincia de toda España con más núcleos de población, al identificarse en su territorio 21.053, se quedó sin población en los diez últimos años en 550, que se suman a los 898 ya deshabitados. Pontevedra, que tiene 13.596 núcleos se quedó sin vecinos en 397, y Ourense, que suma 8.482, se despobló en 283 más.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos

Galicia perdió en solo diez años a todos los vecinos de 1.240 núcleos