Condenado un abogado de Lugo por faltar al respeto a un investigador de la Carioca

«Aquí está el impertérrito, el que le jodió la vida a muchas personas en esta operación», le dijo el letrado

la voz

Un abogado lucense, Emilio Rodríguez Prieto, fue condenado por dos faltas contra el orden público de las que fue objeto un guardia dedicado a investigar en la operación Carioca. El letrado deberá abonar sendas multas de 400 euros cada una al haber confirmado la Audiencia Provincial de Lugo la sentencia que dictó en su momento la titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Lugo. La resolución es firme.

En la operación Carioca, puesta en marcha para desenmascarar una presunta trama establecida entre el responsable de varios burdeles y en la cual supuestamente intervenían miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad de Lugo, tiene participación el letrado porque defiende a un miembro de la Guardia Civil que se encuentra imputado. Los hechos que motivaron la sentencia condenatoria ocurrieron el 18 de mayo del 2011 en el exterior de un bar del barrio lugués de Recatelo.

El fallo dice que el agente acudió al establecimiento para entrevistarse con una persona relacionada con las diligencias previas abiertas como consecuencia de la operación. En el local también entró el abogado, que, al ver al guardia, le dijo: «Aquí está el impertérrito, el jefe de la operación Carioca, la persona que le jodió la vida a muchas personas en esta operación». Añadió, además: «Tened cuidado que os puede meter en la cárcel por cualquier cosa que digáis».

El agente pidió al letrado que saliera del bar porque entendía que el testigo con el que se iba a entrevistar podía sentirse coaccionado. Sin embargo, el abogado hizo caso omiso y continuó hablando: «Todo esto lo han hecho este y su compañero para hacerse con el control de la noche». Y a continuación, según recoge la sentencia, añadió: «Tengo muchas preguntas para vosotros dos y si sacamos la vida privada de cada uno, aquí hay mucho para hablar, por haber jodido la vida a tanta gente deberías tener cuidado».

Apunta el fallo que, ante esta situación, el agente trató de invitar al letrado a una consumición para intentar apaciguarlo, pero este se negó. Declara probado que el 23 de mayo del 2011, cuando el guardia iba con otros tres compañeros que participan en la investigación, se cruzó con el letrado en una zona próxima a los juzgados. En ese momento, el abogado, dice el fallo, se dirigió al agente y le dijo: «¡Qué! ¿Aún sigues jodiendo a la gente?».

Las faltas se corresponden con lo establecido en el artículo 634 del Código Penal que hace referencia a la falta de respeto a un agente.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
21 votos

Condenado un abogado de Lugo por faltar al respeto a un investigador de la Carioca