La Xunta cierra la cuenta general del 2012 con un déficit del 1,29 %

Feijoo insiste en que la contabilidad de su Gobierno se ajusta a los criterios fijados y auditados por la Intervención General del Estado


El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, ha anunciado la remisión al Consello de Contas y al Parlamento de la cuenta general correspondiente a 2012, que constata que Galicia cerró el ejercicio «dentro de los parámetros fijados» por el Consejo de Política Fiscal y Financiera, con un déficit del 1,29 por ciento -el objetivo era del 1,5 por ciento- y por debajo de la media del 1,84 por ciento del resto de comunidades. Tras la reunión semanal de su equipo de gobierno, el presidente ha destacado también que, en los últimos cuatro años, Galicia se sitúa como la segunda comunidad «con menor déficit público», con un déficit acumulado del 6 por ciento frente al 10,2 por ciento de media del resto de autonomías.

Además, ha destacado que «se confirma» que la Xunta «sigue gestionando con realismo» y no realiza previsiones de ingresos «por encima de lo razonablemente permisivo». «Aprendimos de lo que ocurrió en 2008 y 2009, cuando se tuvieron en cuenta 2.000 millones por encima de las liquidaciones tributarias», ha esgrimido, para añadir que esto obliga a «devolver 200 millones al año» a la Administración estatal. Así las cosas, Feijóo ha incidido en que el objetivo es enviar «un mensaje de confianza» relativo a que los ingresos que prevé inicialmente el Ejecutivo autonómico «al final son realizables en su mayor parte». «La cuenta confirma la orientación realista de las cuentas de la Xunta», ha defendido, antes de añadir que esta actitud se traduce en «ventajas» para las familias. «Esto no significa sólo decir que Galicia es una de las comunidades más solventes, significa que cumplimos los objetivos de gasto, de ingresos y de déficit público con cuentas que se ajustan», ha argumentado, antes de subrayar que la comunidad es así capaz de «blindar» su autogobierno sin tener que acudir a los fondos habilitados por el Estado para «ayudar» a las comunidades.

«Ni un solo euro»

De este modo, Feijoo ha incidido en que la comunidad puede «acudir con normalidad» a los mercados financieros sin necesidad de recurrir al fondo de liquidez y que tampoco precisa acudir al nuevo fondo de pago a proveedores, como avanzó en la pasada jornada en la Cámara autonómica. No en vano, ha destacado que este mecanismo activado «para las comunidades más morosas» sólo está habilitado para hacer frente a obligaciones de pago contraídas «antes del 31 de mayo de 2013» y ha expuesto que Galicia no tiene ninguna adquirida «sin pagar» previa a esta fecha. «Galicia no necesitó ni un solo euro de los más de 26.800 millones puestos por el Estado a disposición de las comunidades para pagar facturas», ha celebrado, satisfecho por que Galicia sea la única comunidad «del régimen general de financiación» que no acude al fondo de proveedores para el pago de facturas pendientes.

Desplazamientos contables

Feijóo también ha enfatizado que esta gestión «responsable» y el hecho de que Galicia «cumple y paga» ha permitido la toma de decisiones como una veintena de rebajas fiscales «selectivas» desde que tomó las riendas de la Xunta y una «mejora» de los servicios públicos. Por último, preguntado sobre los desplazamientos contables constatados por el Consello de Contas en ejercicios previos, ha replicado que la Xunta no ha variado ni variará su sistema de contabilidad, «auditado» por la Intervención General del Estado, la que «fija los criterios» para todas las autonomías «de forma armonizadora».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

La Xunta cierra la cuenta general del 2012 con un déficit del 1,29 %