Condenan a un escocés a pagar 434 euros por romper una placa franquista en Negueira de Muñiz

Cliff Torrents, hijo de un republicano catalán, alega que quitó un «símbolo ilegal»

<span lang= es-es >La placa estaba en un lavadero</span>. Arriba, el lavadero en el que se ubicaba la placa. En la pared se aprecia el lugar exacto en el que estaba colgada. Abajo, la pieza que rompió Cliff Torrents.
La placa estaba en un lavadero. Arriba, el lavadero en el que se ubicaba la placa. En la pared se aprecia el lugar exacto en el que estaba colgada. Abajo, la pieza que rompió Cliff Torrents.

LUgo / La VOz

Un escocés residente en el concello lucense de Negueira de Muñiz, Clifford Torrents Colman, ha sido condenado por el Juzgado de Instrucción de A Fonsagrada a pagar 434,28 euros por romper una placa franquista (50 euros de multa y el abono de 384,28 euros al Concello por el valor de la insignia). Contra esta resolución ha presentado recurso de apelación pidiendo su absolución porque afirma que lo que hizo es eliminar «un símbolo ilegal por constituir un homenaje a una persona y un régimen antidemocrático» y porque considera que «mi acción estaba amparada por una autorización municipal emitida por los cargos competentes del Ayuntamiento de Negueira» y también «por el articulado de la ley de memoria histórica».

Este curioso episodio de la historia de Negueira ocurrió en julio del 2011. Según consta en la sentencia, Clifford Torrents se acercó a la fuente pública de Ouviaño y rompió una placa conmemorativa en la que rezaba: «Reinando Francisco Franco y siendo alcalde D. José M. López, se inauguró esta el día 24-5-53». Lo hizo, según consta en el fallo judicial, después de haber hablado del asunto con el alcalde, el socialista José Manuel Braña, y con el concejal José Antonio Fernández, aunque «sen previa autorización de ningunha Administración pública». Por ello, el regidor lo denunció y fueron a juicio.

El magistrado reconoce que la ley obliga a las Administraciones públicas a tomar «las medidas oportunas» para retirar los objetos conmemorativos de exaltación de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la dictadura. Señala que los ciudadanos pueden solicitar esta retirada a las Administraciones, «pero non pode retiralos por si mesmo».

En la sentencia se hace constar que Clifford no domina el gallego ni el castellano y que esto, unido a las diferencias entre el Derecho español y británico, «puideron orixinar en don Clifford erro vencible sobre estar a obrar licitamente».

Pide al PSOE una investigación

El juzgado le dio la razón al Concello, pero el alcalde no quiso hacer ninguna declaración al respecto porque afirma que el fallo no es firme. Por su parte, Torrents recurrió y además envió una carta al PSdeG-PSOE para pedir que investiguen «la conducta» del alcalde.

En su recurso dice que contaba con autorización municipal, aunque de palabra, para retirar la placa. Además, Clifford considera un sinsentido que deba indemnizar al Concello por una insignia que ya debía retirar. Explica que su valor «era negativo» y que con su acción, además de ahorrar dinero a las arcas municipales, recondujo al Concello por la vía de la legalidad.

Clifford nació en Escocia en febrero de 1953. Su madre era de Glasgow, pero su padre era un republicano catalán que emigró al Reino Unido después de combatir en la Guerra Civil en el bando republicano y en la Legión Extranjera Francesa. Hace unos cuatro años, Clifford se asentó en Ouviaño.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
58 votos

Condenan a un escocés a pagar 434 euros por romper una placa franquista en Negueira de Muñiz