El presunto cabecilla de la red de pederastia, en libertad bajo fianza

Arcángel de Torres saldrá mañana de Teixeiro tras pagar 6.000 euros


A Coruña / La Voz

La de ayer fue una jornada agridulce para Arcángel de Torres, considerado como el presunto cabecilla de la red de pederastia desarticulada por la Policía Nacional en julio. Logró que la titular del Juzgado de Instrucción número 5 de A Coruña, la encargada de instruir la causa tomando el relevo del Juzgado de Instrucción número 2 de Aranjuez, decretase la prisión eludible bajo fianza de 6.000 euros. Al fin, Arcángel dormirá lejos del módulo de enfermería de la cárcel de Teixeiro en el que se encontraba desde el pasado mes y que se había convertido en un infierno para él. Pero el camino que lo conduciría a la libertad no fue fácil. Tuvo que pasar por un trago difícil, el de escucharse a sí mismo.

Interrogatorio con escuchas

Por primera vez, en la mañana de ayer Arcángel tuvo que enfrentarse a sí mismo. Fuentes próximas al proceso aseguran que durante la vista reprodujeron algunas de las escuchas que formaron parte de la investigación policial, en las que el acusado tuvo que oír sus conversaciones con otros imputados en la trama. Conversaciones duras y explícitas en las que se compartían gustos y planteamientos sexuales con menores. Menores que Arcángel volvió a calificar como imaginarios.

Entre los diálogos que se escucharon se encontraban algunos que el presunto líder mantuvo con el acusado arteixán, José Manuel Moledo, que obtuvo también prisión eludible con una fianza de la misma cuantía gracias a un recurso presentado por la abogada García Valbuena que fue admitido por la Audiencia Provincial. En dichas escuchas, Moledo se mostraba muy interesado en quedar con Arcángel para conocerlo personalmente. Una cita que nunca llegaría a producirse. Y es que cada vez que se trataba de ponerle cara, Arcángel se esfumaba. Hace un año que no habla con el arteixán, justamente desde el momento en que Moledo quiso verlo.

La investigación policial, que empezó hace un año y medio, introdujo a un agente infiltrado en el círculo de Arcángel que se hacía pasar por pedófilo. El agente también trató de quedar con él, pero tampoco lo consiguió. Esa es una de las bazas de la defensa del imputado, asumida por el despacho Sierra Abogados: la aversión de Arcángel a la hora de materializar sus fantasías. Una ficción que según declaró ayer, llevó hasta el extremo. Volvió a decir que los niños no eran reales, ya que disfrutaba imaginándose que él mismo era uno de esos menores, que iban a secuestrarlo a él. Los datos aportados por él de los pequeños son ambiguos. En las conversaciones se decían que habían visto a uno, que a ver si se le podía «fichar». Los contenidos de las escuchas fueron muy duros, al igual que el interrogatorio. Durante el mismo se le preguntó a Arcángel cuándo comenzó a hablar en los chats, a lo que él respondió que empezó hace tres años.

«Modus operandi»

Siempre según las mismas fuentes, el imputado seguía un esquema cuando alguien contactaba con él. Publicaba su móvil en el chat, esperando recibir llamadas. Cuando recibía una, primero se dedicaba a hablar de una casa en Oporto que todavía no ha sido localizada. Decía que estaba disponible para llevar allí a los menores y llevar a cabo los abusos.

Después, hablaba de un conocido suyo que acumulaba experiencias sexuales en Tailandia con niños. Una persona que no existe y para la cual llegó a crear un perfil falso controlado por él en una red social. Todo para que le escribieran y le contasen vivencias con las que alimentar su fantasía. Unas vivencias que luego utilizaba para intercambiarlas con las de los interlocutores en otras conversaciones, para avivarlas y mantener así una especie de línea caliente. La defensa de Arcángel, que siempre mantuvo que no hay nada contra su cliente, luchará a partir de ahora por archivar la causa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
17 votos

El presunto cabecilla de la red de pederastia, en libertad bajo fianza