El BNG pedirá la devolución del presupuesto y elevar la presión fiscal para generar ingresos

Carlos Aymerich sostiene que la Xunta «teima en políticas atrasadas»


Santiago / La Voz

Al igual que hizo en cada ejercicio de la pasada legislatura, el grupo del BNG pedirá la devolución de los Presupostos de la Xunta al Gobierno para que los redacte de nuevo, en una nueva muestra de la oposición frontal que esta formación está dispuesta a ejercer en el Parlamento. El portavoz de economía del Bloque, Carlos Aymerich, considera que el proyecto contable del Ejecutivo «teima en políticas fracasadas» que, en su opinión, solo traerán consigo más recesión y más paro.

Aymerich valoró ayer en rueda de prensa el proyecto de presupuestos remitido a la Cámara, en el que las distintas consellerías pierden -aseguró- 667 millones de euros para invertir a lo largo del presente ejercicio. El diputado nacionalista considera que esta merma afectará de manera especial a los servicios públicos básicos, como la sanidad, que perderá 145 millones de euros; la educación y la cultura, que se deja 153 millones, o las políticas laborales y de bienestar, en las que se recortan, según sus cálculos, otros 170 millones de euros.

Sostiene Aymerich que este retroceso en el gasto público pudo ser compensado mediante otras vías, como el incremento de la presión fiscal para generar más ingresos. A su juicio, hay elementos que podría subir y no suben, como son una mayor carga impositiva para «os que máis gañan», actuar sobre los tributos cedidos (transmisiones patrimoniales, sucesiones y donaciones, aparte de máquinas recreativas) o, como también reclama el grupo del PSdeG, elevar las tasas fiscales sobre los depósitos bancarios y las que gravan las grandes superficies. «A Xunta ten marxe para actuar e non o fai», insistió Aymerich.

El diputado del Bloque también reprobó que la Xunta haya renunciado a reclamar un nuevo sistema de financiación autónoma que contribuya a corregir la «subfinanciación crónica» que a su entender sufre Galicia y que provocará que la comunidad tenga que ser rescatada «se non é este ano será o seguinte», a través del llamado Fondo de Liquidez Autonómica, al que ya acudieron comunidades como Andalucía, Castilla-La Mancha, Valencia, Murcia o Cataluña.

De hecho, Aymerich adujo que el Gobierno gallego está errando un año tras otros en sus previsiones. Así, recordó que cuando se aprobaron los Presupostos para el 2012 dijo que Galicia iba a crecer un 1,1 % y que iba a empezar a crear empleo, previsiones que se deterioraron sustancialmente, con un repunte del paro y la entrada en recesión.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

El BNG pedirá la devolución del presupuesto y elevar la presión fiscal para generar ingresos