Un enjambre de abejas ataca a un vecino de Ourol y lo deja en estado grave

Es, junto a su hermano, el único habitante del núcleo de Pedrafita, y desde hace años cuida unas colmenas

Un vecino ahúma la casa para ahuyentar a las abejas.
Un vecino ahúma la casa para ahuyentar a las abejas.

ourol / la voz

Un vecino de Ourol, Jaime Rivera, de 70 años de edad, ingresó ayer en la unidad de cuidados intensivos del Hospital da Costa, en Burela, literalmente acribillado por picaduras de abejas y avispas. Miembros de Protección Civil de Ourol que se desplazaron a asistirlo manifestaron que nunca habían visto algo parecido. Su estado, anoche, era muy grave, y el pronóstico, reservado.

Jaime Rivera es, con su hermano Juan José, el único habitante del núcleo de Pedrafita, en la parroquia de Miñotos. Desde hace unos años cría abejas en unas pocas colmenas. Ayer, cuando estaba solo en su casa, fue a recoger miel y sufrió el ataque. De nada sirvió que estuviese protegido. «As abellas cebáronse. El é un home que aguanta moito, pero ía moi mal. Tremía como o xunco na auga... Cando cheguei xunto ao helicóptero pensei que morría», explicaba ayer su hermano.

Fue el propio Jaime Rivera quien alertó a los servicios de emergencia. Un miembro de Protección Civil manifestó que al llegar encontraron al herido consciente, frente a la casa: «Tiña a cabeza e os brazos inchados e cando lle levantaron a roupa tiña o corpo perdido. Penso que había polo menos cen picaduras». Acudió un helicóptero que con dificultades logró aterrizar. El personal médico a bordo fue el primero en atenderlo y darle medicamentos. Finalmente, fue trasladado en una uvi móvil al hospital.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos

Un enjambre de abejas ataca a un vecino de Ourol y lo deja en estado grave