El BNG contraataca proponiendo eliminar los escaños por provincia

El PP insta a la oposición a decir por qué no quiere ahorrar en diputados

la voz

El Bloque Nacionalista Galego (BNG) dio ayer un giro en su postura a propósito de la pretensión del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo (PP), de modificar la ley electoral de la comunidad al objeto de reducir de 75 a 61, dentro de los márgenes del Estatuto de Autonomía, los escaños del Parlamento autónomo de cara a las próximas elecciones, que se celebrarán en otoño o en invierno. Continúa oponiéndose frontalmente a dicho recorte, si bien, una vez abierto el melón de la reforma normativa, ahora sí se aviene a ejecutar cambios, pero de naturaleza diferente: rebajar el umbral para conseguir asiento en la Cámara del 5 al 3 % de los votos emitidos y, «para que o voto dos galegos valga o mesmo con independencia do territorio en que vivan», considerar Galicia como una circunscripción única; es decir, eliminar las cuatro provinciales. Si ambas reglas hubiesen regido en los últimos comicios, los del 2009, ahora en San Caetano probablemente mandase una coalición de PSOE y BNG, pues los socialistas, con los mismos resultados de entonces, hubieran conservado sus 25 diputados, pero los nacionalistas habrían ganado uno, pasando de 12 a 13, a costa de los populares, que bajarían de 38 a 37.

Tras reunirse con alcaldes, líderes municipales y otros cargos de su partido, el portavoz nacional del Bloque, Guillerme Vázquez, espetó en rueda de prensa: «Minte o señor Núñez Feijoo cando di que pretende reducir o número de deputados para aforrar. Minte e sabe que minte. [...] Se pode aforrar moito máis por outras vías e vamos a facer propostas para demostralo». A su juicio, lo que el jefe del Ejecutivo busca con su plan, el cual implicaría la pérdida de diez representantes en la suma de A Coruña y Pontevedra y de cuatro en la de Lugo y Ourense, es realmente urdir un «pucheirazo» en las autonómicas, primando el valor de los sufragios en provincias tradicionalmente más de centroderecha. «Nós -sentenció- non participaremos de esa farsa antidemocrática».

Sin respuesta de momento

Minutos más tarde, consultado por los medios de comunicación a la conclusión de un comité de dirección del PPdeG, el secretario xeral de dicha formación, Alfonso Rueda, eludió pronunciarse, aduciendo que no la conocía oficialmente, sobre la propuesta del BNG de considerar Galicia como circunscripción única. A partir del lunes, ratificó, los conservadores remitirán tanto a nacionalistas como a socialistas su proyecto de «aforro» en el Parlamento, para «de inmediato» emprender negociaciones.

Si se aplicase tal cual irá formulado, el erario dejaría de gastar por legislatura unos 5,6 millones de euros, de acuerdo con un cálculo cerrado que actualiza al alza en un 12 % el que hasta anteayer manejaba el PP. Son «os cartos que custa dotar 600 prazas de gardería ou 500 en centros de día», enfatizó Rueda.

El número dos de los populares, asimismo, calificó de «irresponsable e absolutamente egoísta» la negativa inicial de PSOE y BNG a reducir el volumen de parlamentarios. E instó a ambas formaciones a explicar a la sociedad el porqué de ese rechazo en tiempos de crisis.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
49 votos

El BNG contraataca proponiendo eliminar los escaños por provincia