Más de 280.000 viajeros menos en cinco meses

s. l. santiago / la voz

GALICIA

08 jul 2012 . Actualizado a las 07:00 h.

El sistema aeroportuario gallego vive uno de sus peores años. En los cinco primeros meses, los tres aeródromos han perdido 284.000 pasajeros respecto al mismo período del anterior, un desplome que agranda las diferencias con Oporto y coincide con el vuelco en la estrategia de promoción de la Xunta.

En un contexto de caídas generalizadas de la demanda, y con la determinación de Fomento de reducir horarios en las terminales con menos actividad, las que más se resienten son las de A Coruña y Vigo, penalizadas por la pérdida de enlaces internacionales. Alvedro, que sigue pagando las consecuencias de la quiebra de Spanair en enero, registró en mayo 76.470 pasajeros, 16.500 menos que en el mismo mes del 2011. Peinador se quedó en 71.024, después de perder 22.000 respecto al año anterior. Pero tampoco Lavacolla escapa al pinchazo general. Por el aeródromo compostelano pasaron en mayo 181.748 viajeros, lo que supone 30.000 menos que en el 2011. El desplome acumulado entre enero y mayo en los tres aeropuertos oscila entre el 8,7 % de Lavacolla y el 26,6 % de Alvedro, cuando la caída media en el conjunto de los aeródromos españoles se situó en el 5,4 %.

En esta coyuntura, llega la nueva política de ayudas de la Xunta, que muda la subvención a las aerolíneas de bajo coste por la promoción de los tres aeropuertos. El Gobierno autónomo apuesta por llenar los aviones, en lugar de captar más vuelos para ampliar la oferta de las terminales. La idea es promocionar Galicia como un único destino con tres aeropuertos de llegada, para favorecer su complementariedad y mejorar sus prestaciones ante la amenaza que representa el Carneiro de Oporto.