El mayor golpe al narcotráfico en la ciudad desde la operación Manzanas Blancas en el 2010


El último alijo detectado en Vigo se remonta a mediados del pasado enero. La operación Portozás, que se saldó con 4 detenidos, detectó 60 kilos de cocaína que iban repartidos en 600 envoltorios camuflados en los palés de cajas de fruta sudamericana. Fue descubierto por la Guardia Civil, en colaboración con la Policía Nacional y la Agencia Tributaria. El asunto saltó en el 2009, cuando los agentes antidroga detectaron a unos traficantes de Pontevedra y Madrid que, presumiblemente, importaban fruta y que tenían empresas en Colombia y Galicia.

Se trata de un alijo menor si se compara con la operación Manzanas Blancas, desarrollada en septiembre del 2010 y que desmanteló la mayor banda que movía a gran escala contenedores con cocaína desde Argentina y Brasil al puerto de Vigo. Fueron detenidos 23 gallegos, entre ellos el empresario de Mos David Temes. Los investigadores abortaron el envío de 3,5 toneladas de cocaína al puerto gallego y al de Barcelona camuflados en cargamentos de manzanas sudamericanas. La droga iba envasada y protegida del frío.

También decomisaron 5,5 millones de euros que iban a ser blanqueados en concesionarios de coches de lujo, uno de ellos en Ourense. El dueño de la droga sería el capo colombiano Loco Barrera y los gallegos harían de transportistas y almacenistas. Su lugarteniente Nico, el Mexicano, era el coordinador en España. En aquella ocasión, Carmen Avendaño, la cara más conocida de la asociación Madres contra la Droga, acudió a los juzgados de Vigo a increpar a los supuestos traficantes.

En el 2008, apareció un contenedor con un cargamento de 200 kilos de cocaína, oculto entre papayas, y otros 128 kilos fueron descubiertos en enero del año pasado entre alimentos perecederos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El mayor golpe al narcotráfico en la ciudad desde la operación Manzanas Blancas en el 2010