El fiscal no advirtió que Lago era senador al pedir su imputación por la trama de las multas de Lugo

En la relación de personas a citar incluye dos fallecidos y alcaldes que declararon


Lugo/La Voz.

En el documento que presentó a la jueza que se ocupa de la instrucción de la trama de las multas de Lugo para pedir nuevas diligencias, el fiscal jefe lucense no advirtió que Luis Ángel Lago Lage era senador del PSOE. Esta circunstancia motivó que la jueza, en su resolución, reclamase al político que acreditase su cargo para, con posterioridad, tomar una decisión sobre el particular. La Fiscalía plantea que se llamen a declarar como imputadas a un total de quince personas; sin embargo, dos de ellas fallecieron y tres -entre ellas, los alcaldes de Pedrafita y O Courel- ya testificaron en su momento.

El fiscal pide por dos veces que se cite a declarar al senador Lago Lage. En el primer caso, en relación con una copia del boletín de denuncia relativo a una persona. En el segundo, al citar el nombre del político añade: «Conocido por Lucho». En este caso la petición está relacionada con dos multas, una de ellas es la misma que en el primer caso. Se trata, según algunas fuentes, de un familiar del político socialista lucense.

La jueza nunca puede llamar a declarar inicialmente, ni por propia iniciativa ni de la del fiscal, al senador. Para lograrlo tiene que seguir unos trámites que comienzan por pedir, como así hizo, que Lago Lage presente su credencial. El político cubrió este trámite ayer. A partir de ahora, la instructora ha de solicitar al Senado un suplicatorio y los integrantes de la Cámara alta decidirán. En caso de que la respuesta sea positiva, el senador lucense tendría que prestar declaración ante el Tribunal Supremo, que, con posterioridad, remitiría la declaración para unir a la causa que seguiría tramitándose en el juzgado lucense.

El fiscal pide también la imputación de los alcaldes de Pedrafita y O Courel. La jueza Estela San José Asensio rechaza de pleno esta solicitud porque los dos regidores ya declararon en su momento como imputados y su testimonio ya consta en varios folios de la causa que le fue enviada en su momento al fiscal.

Fallecidos

Además de los regidores, planteaba también que declarase otra persona que ya intervino en su momento. También hizo lo mismo con otro supuesto implicado, sin embargo la jueza advierte de que esta persona falleció, y no fue después de que el expediente le llegase al fiscal, sino que en la causa figura ya un auto declarando extinguida por muerte la acción penal respecto a la misma.

La Fiscalía también reclamó la imputación de un guardia civil. Sin embargo, la resolución de la jueza dice que este falleció en el mes de diciembre del 2008, poco después de iniciadas las investigaciones de la trama que, supuestamente, hacía que multas por infracciones de tráfico acabaran siendo sobreseídas.

El ministerio público reclamó que vuelva a declarar el ex jefe provincial de Tráfico Julio González, petición que fue aceptada. El fiscal quiere que sea interrogado en relación con los boletines de multas, resoluciones administrativas o documentación en la que figuraba anotada a mano la expresión «POS TS Julio». Son más de una treintena los documentos con esta advertencia que en su día fue traducida por el propio ex jefe provincial, cuando declaró como imputado, como «por orden superior». Esta circunstancia hizo que la jueza imputase de forma inmediata al entonces subdelegado del Gobierno, Jesús Otero.

Entre la documentación que tenía tal anotación figura la relativa a sanciones impuestas al alcalde de Muras y a los ayuntamientos de Lugo y Pedrafita.

Alcaldes y candidatos

En las peticiones del fiscal jefe lucense, Javier Rey Ozores, figura también la de que declare como imputada una candidata socialista en la zona sur de la provincia lucense. También plantea que comparezcan los alcaldes de Sarria y Becerreá. El primero en relación con un boletín de denuncia, y el segundo, por tres.

El representante del ministerio público en la provincia de Lugo solicitó también a la jueza Estela San José Asensio -la instructora del caso- que cite a declarar al responsable de una gestoría de Sarria y al presidente del club de voleibol monfortino A Pinguela.

La próxima semana comparecerán ante la jueza nuevamente el ex jefe provincial de Tráfico y también el ex subdelegado del Gobierno. Este, en el primer momento que acudió al juzgado como imputado, fue arropado por medio centenar de amigos y algún cargo del Partido Socialista. A la salida dijo que era víctima de un juicio mediático, destacó que dejaba el puesto «con la misma cuenta, pero con menos dinero», y mostró su confianza en la Justicia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos

El fiscal no advirtió que Lago era senador al pedir su imputación por la trama de las multas de Lugo