Rescatado con síntomas de hipotermia un niño que cayó a un pozo en Ribeira


Un niño de cuatro años tuvo que ser rescatado ayer por los bomberos tras caer en un pozo de agua que estaba destinado a consumo propio. El incidente, que tuvo lugar en una finca anexa a la casa familiar, ocurrió sobre las cuatro de la tarde en el lugar de Areeiros, en la parroquia ribeirense de Castiñeiras, mientras el pequeño, que presentaba síntomas de hipotermia y magulladuras en manos y espalda, jugaba en compañía de su hermana, también menor de edad.

Según fuentes próximas a la investigación, el menor debió subirse a un lavadero que estaba anexo al pozo y se precipitó a su interior, descendiendo unos diez metros hasta llegar a tomar contacto con el agua. Cuando llegaron los equipos de rescate, el chaval estaba agarrado a un tubo, aunque muy asustado y con síntomas de hipotermia.

Tras ser examinado por personal sanitario del 061 en el lugar, fue trasladado al Hospital do Barbanza.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

Rescatado con síntomas de hipotermia un niño que cayó a un pozo en Ribeira