La población extranjera en Galicia se multiplicó por cinco en solo 10 años

La colonia rumana es ya la quinta más numerosa en la comunidad, tras crecer un 80% el último año


Galicia cuenta hoy con 75.875 extranjeros más que hace un decenio. La colonia foránea se ha multiplicado prácticamente por cinco en ese tiempo, hasta cerrar el último padrón con 95.568 personas, un 385% más de lo que la estadística oficial contabilizaba en 1998.

Pese a que Galicia es calificada todavía por los expertos como una de las áreas menos atractivas y conocidas de la Península para la inmigración, esta ha intensificado su llegada a la comunidad pasando su ritmo de crecimiento del 6,3% en el 2006, a un 10,4 el año siguiente y un 17,3% en el ejercicio que acaba de cerrar el Instituto Nacional de Estadística (INE). Y aunque el volumen de extranjeros supera ya en 1.229 personas a la población oficial de Santiago de Compostela, Galicia cuenta únicamente con más foráneos que las comunidades uniprovinciales de Asturias, Cantabria, La Rioja y Navarra, así como Extremadura. Cataluña, con 1,1 millones de extranjeros; Madrid con otro millón, y Valencia, con 847.339, encabezan el ránking de la inmigración española, compuesta por 5,2 millones de personas al concluir el 2008.

Portugal sigue siendo el principal foco de procedencia de la inmigración en Galicia, incrementándose incluso en el último año su llegada en un 19,6%. Sus 17.175 nacionales se reparten fundamentalmente en las provincias de Pontevedra y Ourense, donde los ciudadanos lusos están minimizando la despoblación que sufren localidades como Carballeda de Valdeorras, A Mezquita, Oímbra, Verín, Entrimo, Padrenda y O Barco, auténticos focos de atracción de la inmigración en Galicia. De hecho, junto a Burela, son los únicos municipios en los que los extranjeros representan ya más del nueve por ciento de la población total, siendo especialmente destacado el caso de Carballeda, en el que roza el 17% de su censo de residentes.

Sudamérica se conforma como el segundo núcleo de procedencia de la inmigración en Galicia, con Brasil, Colombia y Argentina como orígenes clásicos de la diáspora en la comunidad, aunque con la cada vez más notable aportación de Portugal como vía de entrada en España de ciudadanos procedentes de Brasil.

Avalancha rumana

El proceso de incorporación de Rumanía a la Unión Europea y la libertad de movimientos y trabajo en el territorio de la UE de sus nacionales ha hecho posible que dicho país aporte la quinta colonia más numerosa de cuantas han llegado a Galicia. Sus 5.028 ciudadanos censados hoy en la comunidad representan un 79,6% más de los que se registraban hace tan solo un año y 2.893 más que en el 2006.

Superando en presencia al Reino Unido crece la presencia de China en Galicia a un ritmo de alrededor de doscientos nuevos residentes al año durante los últimos ejercicios.

En cuanto al peso de la inmigración en las ciudades gallegas, es Vigo donde más se nota, al contar con 15.940 residentes extranjeros, lo que supone el 5,39% de su población, mientras que en A Coruña asciende a 10.811 personas (4,41%) y en Ourense a 4.677 (4,37), como los casos más destacados.

La localidad ourensana de San Xoán de Río es en cambio la menos atractiva para la inmigración, pues solo cuenta con dos extranjeros entre su censo, como Ribeira de Piquín, Navia de Suarna y Santiso, que no suman más de tres cada una.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

La población extranjera en Galicia se multiplicó por cinco en solo 10 años