La Guardia Civil detiene a otros tres ourensanos relacionados con la red de tráfico ilegal de armas


m. v. | ourense

Tres personas han sido detenidas en las últimas horas por agentes de la Guardia Civil de Ourense por su presunta relación con una red de tráfico ilegal de armas entre Ourense, Portugal y Castilla y León descubierta hace dos semanas, en el marco de la operación Espingarda, y por la que ya fueron detenidos siete sospechosos, cinco de los cuales residen en las comarcas de Verín y Xinzo de Limia.Así, se presume que los tres últimos apresados son clientes de los otros cinco imputados ourensanos, a quienes se les atribuye la adquisición, reparación y posterior venta de material ilegal armamentístico. La primera detención fue la de Rogelio L.?D., de 45 años y vecino de Calvos de Randín, quien ha sido puesto en libertad con cargos tras declarar ante el magistrado del juzgado de Xinzo de Limia que instruye el caso. Durante la tarde de ayer, además, se detuvo en Xinzo a un hombre de 29 años, José Luis P.?B., al que le fueron incautados dos revólveres y una pistola. El tercer arrestado fue Francisco C.?R., de 62 años y vecino de Baltar, quien guardaba una pistola. Está previsto que ambos acudan hoy a declarar por los hechos que se les imputan, en este caso un delito de tenencia ilícita de armas. Dado que la operación continúa abierta, no se descarta que hoy se puedan producir nuevas detenciones de otros compradores de armas ilegales. Se da la circunstancia de que uno de los ya apresados reside en el municipio de Baltar, el mismo en el que fue arrestado José González, edil del PP y presunto traficante de armas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La Guardia Civil detiene a otros tres ourensanos relacionados con la red de tráfico ilegal de armas