Francisco Vázquez dejará la alcaldía de A Coruña para ser embajador en el Vaticano

La Voz LA VOZ | REDACCIÓN

GALICIA

Archivo

El Gobierno cree que tiene el perfil idóneo para reconstruir las relaciones con la Santa Sede Aceptó el cargo tras recibir la oferta de Zapatero, que lo llamó el pasado 17 de enero.

09 feb 2006 . Actualizado a las 06:00 h.

Francisco Vázquez pondrá fin en las próximas semanas a casi 23 años ininterrumpidos al frente de la alcaldía de A Coruña al haber aceptado su nombramiento como embajador de España ante la Santa Sede. Esta misión diplomática colma un sueño del regidor, quien en diversas ocasiones había manifestado que su única ambición era ser alcalde de su ciudad y, si no, embajador en el Vaticano. El nombramiento de Francisco Vázquez está únicamente pendiente del preceptivo plácet de la Santa Sede y podría hacerse oficial en el Consejo de Ministros que se celebrará hoy o en el de la próxima semana. La propuesta fue cursada por el Gobierno español a la Secretaría de Estado del Vaticano tras ser aprobada por el Consejo de Ministros del 20 de enero, después de que José Luis Rodríguez Zapatero le hiciera personalmente el ofrecimiento al alcalde coruñés tres días antes. En el nombramiento confluyen las aspiraciones de Vázquez y el objetivo estratégico del Gobierno socialista de encauzar las relaciones entre Madrid y el Vaticano, un flanco de la diplomacia española muy debilitado tras los conflictos suscitados con la jerarquía de la Iglesia católica por las iniciativas del Ejecutivo de Zapatero referidas a los matrimonios de parejas homosexuales, la enseñanza de la asignatura de religión en los colegios o la financiación. Con Francisco Vázquez en el Palazzo di Spagna, histórica sede de la legación española, el Gobierno rompe el molde del perfil diplomático en este cargo para dotarlo de un relevante peso político, considerado necesario por Moncloa para recuperar un diálogo fluido y la confianza de la Santa Sede. Zapatero anotó la opción de Vázquez para esta misión diplomática durante el almuerzo privado celebrado el 8 de abril del año pasado en la embajada española por miembros de la delegación que asistió a los funerales de Juan Pablo II. Junto a los Reyes de España y al presidente del Gobierno, allí compartieron mesa Mariano Rajoy, Miguel Ángel Moratinos, Pasqual Maragall y el alcalde coruñés, que acudió a las exequias como presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias. Relevo en María Pita A partir del momento en que el Gobierno español confirme el nombramiento, Francisco Vázquez podría dejar su despacho en el palacio de María Pita en un plazo de quince o veinte días. Pasará a ocupar la alcaldía Javier Losada Azpiazu, número dos del gobierno local y actual concejal de Urbanismo. La marcha de Francisco Vázquez cerrará un ciclo en la vida municipal coruñesa, en el municipalismo español y en la escena política gallega, en la que el líder socialista ha desempeñado un papel de primer rango desde la transición a la democracia.