Herido muy grave un cazador lugués que recibió un disparo durante una cacería


la voz | lugo

Un cazador lugués de 49 años de edad, L.F.L., permanece en la unidad de reanimación del Hospital Xeral en estado de extrema gravedad a causa de las heridas sufridas por un disparo durante una cacería celebrada el martes en un monte de la parroquia de Pedreda, en el término municipal de Lugo. Todo apunta a que el tiro fue efectuado desde muy cerca, porque el herido quedó literalmente acribillado por la munición que le afectó al corazón, el pulmón, el hígado y los intestinos. Los médicos trataban ayer de determinar las consecuencias de la posta que tiene alojada en el corazón y que no le fue retirada. Apuntó a una pieza Según el Cuerpo Nacional de Policía, que se ocupa del caso, el autor del disparo fortuito manifestó que en un momento de la cacería los perros levantaron una o dos piezas y que tiró a una de ellas. Luego escuchó un quejido, se acercó al lugar de donde prevenía y se encontró con su compañero malherido, al que creía situado en un punto más retrasado. A mediados de octubre, otro cazador murió por un tiro fortuito en Melide.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Herido muy grave un cazador lugués que recibió un disparo durante una cacería