La UE admite la dificultad de lograr en junio un acuerdo sobre los fondos

El retraso en la decisión podría costarle a los gallegos unos 2.000 millones en ayudas Londres y Berlín se muestran firmes en su intento de acabar con el cheque que recibe España


d. s. | bruselas

Antes era una hipótesis que sólo se atrevían a evocar las mentes más perversas, pero ahora es ya la constatación oficial de lo evidente. Los Veinticinco tendrán serias dificultades para cerrar el próximo mes de junio, como estaba previsto, el acuerdo sobre el presupuesto de que dispondrá la Unión Europea (UE) durante el período 2007-2013, una negociación en la que Galicia se juega la continuidad de ayudas valoradas en 5.087 millones de euros.El pasado viernes era el presidente polaco, Aleksander Kwasniewski, quien expresaba sin demasiado eco su profundo escepticismo respecto a la posibilidad de culminar en junio la negociación. Pero tras el adelanto electoral anunciado el domingo en Alemania, es la propia presidencia luxemburguesa, así como la mayoría de los Estados miembros, los que consideran que se ha evaporado la ocasión para un pacto. De hecho, la perspectiva electoral en Alemania provocará que este país mantenga una posición más cerrada respecto al dinero que aporta a la UE. Así lo admitía en Bruselas el ministro luxemburgués de Exteriores, Jean Asselborn, quien aseguró que el anticipio electoral «hace más difícil la tarea». En la misma línea se expresaba al término del cónclave de Exteriores del domingo su homólogo francés, Michel Barnier, para quien un acuerdo financiero en junio es «difícil, aunque posible».PérdidasCualquier retraso en el calendario de la negociación juega en contra de los intereses españoles, nominalmente de los gallegos, pues cuanto más tiempo pase más crecerá la renta por habitante del país y menos derechos habrá para seguir conservando las ayudas.Algunas proyecciones cifran en unos 2.000 millones de euros las ayudas que perdería Galicia con la demora en la negociación y con la salida de la zona Objetivo 1, donde se sitúan las regiones con una renta per cápita inferior al 75% de la media europea. La cerrada posición de Londres y Berlín, que rechazan cualquier prórroga de las ayudas a España, tampoco permite augurar que la negociación se mueva por una vía rápida.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La UE admite la dificultad de lograr en junio un acuerdo sobre los fondos