Los 150 gallegos del buque «Patiño» volverán en octubre a la operación Libertad Duradera

El barco regresó ayer a Ferrol, será reparado en verano y luego pasará otros tres meses en el Índico Occidental Los 150 gallegos a bordo del buque militar «Patiño» regresarán en octubre al Índico Occidental para retomar sus funciones en la operación Libertad Duradera, contra el terrorismo internacional. Tras cien días fuera de la base, el barco atracó ayer en Ferrol proviniente de este mismo océano, donde prestó apoyo logístico a una macroflota integrada por naves estadounidenses y europeas. Durante todo el verano será sometido a reparaciones y luego partirá hasta enero del 2003. La familia de otro marinero en misión pacificadora, el ourensano Leandro Antonio Rois, muerto en Mombasa (Kenia) este sábado pasado, aguarda todavía por la repatriación del cadáver.


FERROL

Hasta que lo hizo el Patiño hace unas semanas, ningún otro barco no norteamericano había aprovisionado al portaaviones John Fitzgerald Kennedy , una insignia de la Armada estadounidense con capacidad para alojar sin estrecheces a cinco mil marines. En trabajos así, de apoyo logístico e intervención sanitaria, estuvo empleada durante los últimos tres meses la tripulación de este buque -suman doscientas personas- con base en Ferrol. Es gallega al 77,5% y ayer llegó a casa.De donde viene la nave, del Índico Occidental, trae su comandante, Luis María Nuche del Rivero, un recuerdo medio agrio medio dulce: «Las condiciones fueron duras, con temperaturas de hasta cuarenta grados y humedades cercanas al 100%, pero toda la dotación ha respondido muy bien». Por aquellos mares se mueven cien barcos de guerra miembros de una flota multinacional que controla el tráfico en misión antiterrorista, la Libertad Duradera, que deriva del 11-S. «Allí -explica- se están haciendo operaciones de registro y visita a buques para inspeccionarlos. La actividad se concentra casi toda en el Arábigo».Al Patiño lo relevó hace doce días en Djibouti el petrolero militar Marqués de la Ensenada , con base en Rota (Cádiz). El 15 de julio entrará en dique para ser reparado y hacia mediados de octubre regresará a la zona de conflicto. «Seguramente por otros tres meses, si antes no cambia nada», asume ya el capitán. Tocan Navidades al otro lado del mundo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Los 150 gallegos del buque «Patiño» volverán en octubre a la operación Libertad Duradera