Pros y contras del sentir alternativo

Arousa es este fin de semana el centro gallego de la música «indie» El Festival do Norte tuvo una discreta acogida durante su primer día Lo alternativo tiene estas cosas. El pabellón con capacidad para 8.000 personas sólo ocupó la cuarta parte de su espacio. Pero los que asistieron a los seis conciertos que iniciaron ayer el festival estaban realmente entusiasmados. No es para menos si te desplazas, por ejemplo, desde Sevilla para ver a Sexy Sadie, Sidonie o Gus Gus dj''s. Aunque no podríamos hablar de tribus urbanas, el look popero hizo acto de presencia.


L. SEIJO VILAGARCIA Gafas de pasta, patillas, camisetas de rayas, camisas setenteras y pantalanos de tres cuartos pululaban por el recinto de Fexdega. Los conciertos empezaron puntualmente pasadas las ocho y media de la tarde, pero como la mayor parte de los festivaleros son noctámbulos no llegaron hasta la mitad del concierto, cuando Sexy Sadie empezó a tocar. Antes había que montar la tienda, pillar el bocadillo de la cena y un par de litros de cerveza. Debido a esto, DeLuxe comenzó su actuación con el público un tanto apagado y fue calentando el ambiente hasta que llegó Sidonie y sus excentricidades.El calor y los olores dulzones que embriagaban el ambiente, fueron haciendo efecto en el público, que en algún caso acabó en bikini o bajándose los pantalones, como uno de los componentes de Sidonie.Entre grupo y grupo, cerveza y cerveza. Las cañas a 250 fueron las grandes protagonistas. Además de el alcohol los stand instalados servían de entretenimiento para el cuarto de hora necesario para cambiar de escenario. Lo indie no es precisamente barato, camisetas a 4.000, camisas a 6.000 o faldas de variado estampado a 3.000 pesetas.Eso sí, si uno no va preparado puede hacerse con el kit imprescindible para no llamar la atención en los conciertos. Si además te animas a hacerte un tatuaje o comprar un par de bolsitas de hierbas legales te habrás metido en la estética del festival a tope. No hay que olvidar, por supuesto, el bolso de la gatita Hello Kitty.El eco que posee todo buen pabellón, también se dejó notar en Fexdega, aunque la calidad de los grupos suplió el defecto acústico y los poperos continúan con ganas de escuchar a los siete de hoy. El ambiente selecto a veces es mejor que la multitud enloquecida de los grandes y abarrotados macroconciertos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Pros y contras del sentir alternativo