Javier Pereiro: «Será un gran reto incorporar las tecnologías a las pymes»

Cristina Porteiro
c. porteiro REDACCIÓN / LA VOZ

LA GALICIA ECONÓMICA

Álvaro Ballesteros

El mercado laboral gallego se adentra en una década en la que «el cambio será la regla»

16 feb 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Un mundo tecnologizado ordenado por las Humanidades. Es el escenario que pinta Javier Pereiro para el futuro del empleo en Galicia. El director del Feuga sostiene que la automatización ha llegado para quedarse y aboga por buscar nuevas ocupaciones para los trabajadores que no sean capaces de adaptarse a un entorno en «transformación constante».

- ¿Por qué profesiones deberemos apostar para encontrar trabajo en Galicia?

-Veo en todos los sectores una gran revolución. En la industria, el impacto de las tecnologías ofrece un campo enorme de oportunidades. También las biociencias o las tecnologías de materiales. Se está produciendo una transformación a lo largo de la cadena de valor. Todo está impactado por las TIC. Hace falta cambiar las organizaciones y ahí tendrán gran alcance la automatización, la robótica, la biotecnología y la ciberseguridad. Todo lo relacionado con la digitalización tendrá una demanda muy alta de profesionales. Creo que entramos en un período de transformación continua en la que el cambio será la regla. El big data, la inteligencia artificial, la automatización, la ciberseguridad y la economía circular tendrán impacto sí o sí. Hay un sector que llama la atención: el de los servicios profesionales. Las empresas no van a implantar masivamente profesionales, sino que se apoyarán en compañías que presten servicios. Y una cosa son los conocimientos y otra igual de importante son las competencias soft. Las empresas me transmiten la necesidad que tienen de contar con profesionales con una alta capacidad de adaptación.

-Hay un segmento de trabajadores que, por su edad, tendrán más difícil el reciclaje. ¿Qué pasará con ellos?

-Ahora se empieza a hablar del «coeficiente de adaptabilidad». La formación continua es primordial. Con la automatización de fábricas, tendrán que adaptarse a los nuevos modelos. Hay un problema añadido y es que la población envejece. En el futuro quizá nos encontremos con trabajadores más senior. Hay que buscar soluciones inclusivas, actividades alrededor de la actividad nuclear que venían desempeñando. Puede que algunos se desplacen a otros trabajos que no pueden ser realizados por robots, como los relacionados con la cronicidad o la atención personal. El reciclaje de una persona lleva muchos años, habrá que ver en cada caso si es posible.