Rescates en entornos remotos

El dispositivo Lifeseeker tiene capacidad para establecer conexión con un móvil en aquellas zonas geográficas sin cobertura alguna. El dispositivo geolocaliza el terminal con muy poco margen de error, algo que se pudo comprobar en un rescate en los Alpes suizos


El pasado 11 de julio trascendía la noticia del rescate nocturno de una mujer que llevaba horas desaparecida a más de 2.500 metros de altura en los Alpes suizos por parte del ejército de este país. En el momento de llegar los servicios de emergencia, presentaba ya principios de hipotermia, por lo que un retraso hubiera sido fatídico. El final feliz vino de la mano de Lifeseeker, un sistema de localización que permite concretar la posición de cualquier móvil con muy poco margen de error en los entornos más extremos o remotos, incluso, en aquellos en los que no hay cobertura alguna.

Detrás de esta tecnología se halla la startup viguesa Centum Research and Technology. «Lifeseeker es un sistema de emisión aeronáutico que se embarca en aeronaves, principalmente helicópteros, y es capaz de detectar el móvil de la persona en apuros, identificar que se trata del individuo que se está buscando y, una vez que ha discriminado que es la persona que se está buscando, es capaz de establecer un conexión con el móvil», explica Héctor Estévez Pomar. El teléfono se convierte en una suerte de baliza.

A partir de ese momento, el dispositivo tiene capacidad para geolocalizar ese smartphone e ir determinando su posición -«empezamos con un área grande y la vamos reduciendo hasta alcanzar una precisión de unos pocos metros», matiza al respecto-, pero también para comunicarse con ese terminal. «Podemos intercambiar con la persona que está desaparecida mensajes de texto, por ejemplo, para saber cómo se encuentra o preparar el rescate», destaca. De hecho, la falta de una respuesta a estas comunicaciones puede ser muy significativa para los equipos de rescate al anticiparles que algo grave pudo ocurrir.

«Lo más importante es que esto lo podemos hacer, aunque ese móvil se encuentre en una zona sin ningún tipo de cobertura. Puede ser la zona más profunda de los Pirineos, el Aneto, donde no hay ninguna cobertura, que nosotros podemos establecer conexión con ese móvil, geolocalizarlo y establecer esa comunicación», remarca Estévez Pomar, al tiempo que apunta que esta característica es lo que lo define como un sistema de emisión. De igual modo, se puede usar en operativos en el mar u otros entornos.

Este dispositivo ya está operativo en varios países europeos, así como en los Estados Unidos. En principio, está previsto que vaya acoplado a helicópteros, toda vez que es la aeronave que más se empleada en misiones de búsqueda y rescate, aunque Centum también dispone de versiones para otras plataformas, como drones ligeros o similares.

Si bien el Lifeseeker se podría considerar como el producto estrella y en el que más ha invertido esta startup, lo cierto es que dispone de otras líneas de trabajo. Así, han diseñado un sistema antidrones que permite hacerse con el control de cualquier aeronave no tripulada que atraviese el perímetro de seguridad para desplazarlo a una zona segura. Se trata de una tecnología con la que ya cuenta el Ministerio de Defensa.

De igual modo, disponen de un sistema para identificar y geolocalizar interferencias en el GPS en zonas aeroportuarias. Esta tecnología es muy útil si se tiene en cuenta que determinadas aeronaves emplean el GPS en sus tareas de aproximación, por lo que una interferencia puede causar problemas o provocar un accidente de graves consecuencias.

Centum es, posiblemente, el subcontratista más importante en el seno del proyecto Galician Skyway-Civil UAVS Initiative que la Consellería de Economía e Industria está impulsando en el polo aeroespacial de Rozas. Así, están colaborando con Babcock en la creación de nuevos productos para misiones de emergencias, así como con Boeing en el diseño de un proyecto de seguridad aérea, mientras que en breve, posiblemente en el último trimestre del presente año, lo empezarán a hacer con Indra.

1 Fiabilidad. Lifeseeker opera, incluso, en entornos donde no existe cobertura, de tal modo que puede geolocalizar el terminal y, al mismo, intercambiar mensajes de texto.

2 Expansión. El grupo cuenta con cuatro empresas y opera, en la actualidad, en más de una veintena de países, en su mayor parte europeos, y el número de clientes supera los setenta.

 3 Diversificación. No es el único producto de Centum, que también dispone de un sistema para hacerse con el control de drones que violen un perímetro de seguridad y una tecnología que identifica las interferencias del GPS en zonas aeroportuarias.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Rescates en entornos remotos