«Si llega a entrar la bolita, no habría ni una tacha»


Alejandro Menéndez no tenía ni un pero para su equipo. Para el técnico asturiano todavía había sido perfecto menos la finalización: «Estoy muy contento con el equipo porque ha jugado un gran derbi. Hemos ido a buscar el partido pero no hemos aprovechado claras ocasiones. En todo lo demás el equipo ha estado sobresaliente. Si hubiese entrado la bolita el partido no tendría ni una tacha».

El entrenador del Celta B recordó que «hemos llevado la iniciativa en todo momento ante un rival muy fuerte. Hemos manejado muy bien tanto la combinación como la segunda jugada, hemos tenido muchas más ocasiones». Puntualizó que si el Racing había sido tan poco ambicioso se debía más a los méritos del Celta B que a los deméritos departamentales.

Con respecto a la situación en la tabla clasificatoria, no arroja la toalla. «Seguimos vivos. A falta de tres jornadas estar en donde estamos es para estar felices. Dependemos de nosotros», ya que el próximo fin de semana visitan Zamora.

En su discurso sobre el play off emuló a Javier Irureta al establecer un símil ciclista para explicar las ganas del filial en esta recta final: «Una vez llegado aquí con una gran segunda vuelta ahora que vemos la meta no vamos a dejar de dar pedal. Vamos a mantener la pedalada fuerte hasta el final. Si se consigue será un broche de oro y sino habremos hecho una temporada para recordar». En dos meses han variado por completo sus objetivos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

«Si llega a entrar la bolita, no habría ni una tacha»