Fuel Fandango: «Queremos llegar al flamenco de un modo diferente»

FUGAS

Fuel Fandango regresa a los escenarios para continuar con la promoción de su último trabajo «Origen», que vio la luz el pasado mes de enero.

12 dic 2020 . Actualizado a las 17:50 h.

A Fuel Fandango les dio tiempo a vivir un poco de la vieja normalidad con su último disco. Origen salió en enero, el dúo pudo dar ocho conciertos de presentación y, de pronto, el covid-19 obligó a paralizarlo todo. Ahora actúan en A Coruña dentro del ciclo Acustiquísimos de Momentos Alambra recuperando el concierto aplazado. Habla Ale, mitad masculina del dúo.

­-¿Dan el abrazo definitivo al flamenco?

-Realmente, el grupo nació con esa idea: queremos llegar al flamenco de un modo diferente. Eso ha sido progresivo y poco a poco. Ha estado siempre presente, pero ahora sí que es verdad que hemos encontrado nuestro propio lenguaje ahí.

-¿Hay una tendencia en el pop de rebuscar en las raíces y no ser tan anglosajones?

-Es cierto. Pero creo que es una tendencia global. Todo el mundo está mirando a sus raíces. Pasa en Latinoamérica, por ejemplo. Lo que no se entendía es que no se hiciera antes. Bueno, en los setenta se hizo con Triana o Smash, pero ahora hay una eclosión en ese aspecto.

­-Hay en su música, además, un influjo africano muy importante.

-Nos influyen mucho los ritmos africanos y latinoamericanos. Queríamos darle ese matiz y que se notase más aún.

-¿El título, «Origen», tiene que ver con un reinicio del grupo?

-Se trata de volver al origen, no solo de la música, sino al concepto. Se trata de mirar a lo que te rodea y recuperar la esencia. A veces estamos demasiado enganchados a la tecnología y no nos damos cuenta de lo que tenemos al lado.

­-Interviene en el disco Vicente Amigo.

-Queríamos que una de las protagonistas del disco fuera la guitarra flamenca. Por eso hay muchas. Contamos con tres guitarristas: Dani Morón, Ricardo Moreno y Vicente Amigo, que es una leyenda. Para nosotros ha sido una pasada tenerlo aquí y que se metiera en nuestro universo. Es uno de esos regalos que te da la música.

-En las letras del disco se intuye la invocación a una especie de desahogo y dejar la basura atrás. ¿En el momento actual ha cobrado un nuevo sentido?

-Sí, la verdad es que sí. Nos lo dice mucha gente. Nos dicen que les ha ayudado mucho este año. Nosotros siempre hemos dicho que hacemos letras inspiradas en la naturaleza, pero que son un poco casi de autoayuda. Ahora es cierto que toman otro sentido con todo esto y adquieren una nueva dimensión.