Defreds: «Yo no soy poeta, me perjudica que me coloquen en esa sección»

FUGAS

Nueve libros después, sus citas están en muchas aceras de Madrid y tatuadas en la piel de miles de lectores. El vigués ha desbancado a «Patria» entre los más vendidos

20 nov 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Cuestionado por el sector más purista, Defreds (Vigo, 1984) ni es poeta ni pretende serlo. «A mí no me gusta la poesía. La respeto y la valoro mucho, pero no creo que tenga ese nivel ni tampoco me preocupa. Entiendo que haya gente a la que le moleste que me llamen poeta, porque, claro, con esta poesía de mierda que escribo no les gusta que se vendan mis libros, sino los de Miguel Hernández», apunta este escritor de récord, que acaba de parir su noveno libro, Ya no quedan ciudades. Sin embargo, su mejor creación, dice, siempre será su hija.

­—Enhorabuena, acabas de tener otro hijo.

—Sí, se me acumulan, entre mis libros y mi hija, ja, ja.

­—En el prólogo, Pernas dice que Vigo «suena a un feo muy precioso».

—Sí, Pernas es mi mejor amigo, y lo coge de un texto que hice sobre Vigo en mi segundo libro que dice eso y hace guiño. Esta ciudad tiene fama de ser fea, pero lo es solo en los ojos de quien no la mira bonita. A mí me encanta. Me encantan las ciudades en general, y Vigo es mi favorita porque me encanta vivir aquí. Tiene un libro entero dedicado, el tercero, y en este he querido escribir relatos y titular los capítulos, entre comillas, con ciudades que tienen guiños para mí y que seguramente se quedarán para mí en el recuerdo, pero no están puestos aleatoriamente.