Noa: «La música no puede cambiar el mundo, pero sí a la gente»

La pasión por Johann Sebastian Bach ha llevado a la cantante israelí a dar un giro insólito a su carrera. Revisa sus piezas maestras, les pone voz y las trae al año 2018


La singularísima trayectoria de la israelí Noa está a punto de llegar a uno de sus álbumes más insólitos: Letters to Bach, en el que revisa temas de Johann Sebastian Bach. Aún está pendiente de editar « Nació del amor que Gil Dor y yo compartimos por la música de Bach y mi idea de escribir letras para sus composiciones -explica?. Elegimos doce piezas instrumentales breves de Bach y escribí letras llenas de humor, romance, tecnología, declaraciones sociales y simplemente diversión». Esta noche tocará algunas de esos temas con su fiel guitarrista.

-Mezcla música oriental y occidental. ¿Cabe J. S. Bach ahí?

-Bach conecta a todas las personas con asombro y maravilla. Él es el mejor constructor de puentes posible. Y, de esa manera, nos conectamos profundamente.

-De joven le gustaban Bob Dylan o Leonard Cohen. ¿Cómo se llega a la música de Bach desde ese punto de partida?

-Escuché mucha música diferente cuando era niña. En realidad, ahora no estoy tan conectada con Bob Dylan. Lo estoy mucho más con Leonard Cohen, Joni Mitchell o Paul Simon. Respecto a cómo llegó a dónde estoy ahora, Duke Ellington dijo hay dos tipos de música: la buena, y todas las demás. Sin duda alguna, Bach cae en la categoría buena. O más bien en la grandiosa. ¡Y me encanta la buena música!

-Ha tenido conexión con la música gallega, colaborando con Carlos Núñez en «A lavandeira da noite». ¿Qué recuerdos tiene?

-¡Oh! ¡Carlos Núñez es un hombre maravilloso! Gran músico y persona encantadora. La canción que grabamos juntos es tan hermosa... Echo de menos a Carlos y espero volver a verlo pronto.

-Siempre ha hablado de política. ¿Puede la música ser un arma política?

-Arma, no. Herramienta, sí. La música abre los corazones y las mentes, cambia las perspectivas. No puede cambiar el mundo, pero puede cambiar a la gente. Y entonces, la gente puede cambiar el mundo.

-Sus álbumes se colocan en las tiendas en la sección «música del mundo». ¿Está de acuerdo con ese estante?

-Creo que deberíamos borrar las categorías ya. La música es música.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Noa: «La música no puede cambiar el mundo, pero sí a la gente»