Un derbi para la historia y la fiesta

Breogán y Obradoiro se cruzan en un duelo inédito en la ACB


LUGO / LA VOZ

Cerca de dos décadas lleva Galicia sin disfrutar de un derbi de baloncesto al máximo nivel. El 10 de marzo del 2001, con un Ourense-Breogán, se puso fin a los partidos entre equipos gallegos en la Liga Endesa. Hasta hoy. El Obradoiro de Moncho Fernández visita Lugo esta tarde para medir el regreso de un histórico a la ACB. La pelota naranja se elevará hacia el cielo del Pazo a las 18.00 horas.

El duelo pasará a la historia porque Breogán y Obradoiro no se habían medido nunca en esta competición. Los de Cafés Candelas volvieron este verano a lo más alto tras 12 años pegándose en la LEB, los de Monbus han conseguido asentarse en la liga tras su ascenso en 2009 y los lucenses cargaban ya con su destierro.

Lugo ha marcado en rojo la fecha en su calendario y hoy, más que un partido, la ciudad amurallada espera una fiesta. Las peñas se han movilizado para que los aficionados puedan disfrutar del derbi desde mediodía y han preparado una fiesta con los que quieran acercarse en Augas Férreas, una plaza cercana al pabellón. Poco antes del partido marcharán hacia el Pazo, donde se espera un ambiente espectacular. Con lista de espera entre los abonados, las pocas entradas que salieron a la venta volaron en horas. Nadie quería perderse el reencuentro entre los dos equipos en lo más alto.

Natxo Lezkano cuenta con las bajas habituales del Breogán para este inicio de liga: Salva Arco, Ricardo Úriz y Henk Norel. Tiene a Alec Brown recuperándose de un esguince de tobillo, pero el interior norteamericano ya jugó el miércoles contra Joventut. También Sulejmanovic se trata por problemas físicos, aunque en caso del interior bosnio, la contusión ósea no le ha impedido jugar hasta ahora.

«Hacen muchas cosas bien», dice Moncho Fernández de los celestes: «Para empezar, no se despegan. No dejan de luchar. Me parece que es un equipo que pelea todo el tiempo. Tienen muy claro cuales son sus puntos fuertes ofensivos e intentan buscarlos en cada ocasión. Es un equipo que tácticamente, desde el punto de vista defensivo, también maneja muchas opciones, desde la defensa hombre a hombre, defensas de zona». Lezkano también piropeó el juego de su rival «diferente y atractivo», con muchas potencialidades y grandes tiradores.

Obradoiro cuenta también para este duelo con la baja conocida de Ben Simons, que evoluciona satisfactoriamente del esguince de rodilla y la incógnita de Maxime de Zeeuw, sin poder entrenar en toda la semana por molestias en una rodilla. En el mejor de los casos, podrá comparecer unos minutos. Moncho Fernández tiene a un verátil Kyle Singler como alternativa, el norteamericano es capaz de defenderse en el perímetro o en posiciones más cercanas al aro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Un derbi para la historia y la fiesta