Teresa Rabal: «Algo va mal cuando los niños usan 'crisis' y 'paro' jugando al veo veo»

Defiende que los críos siguen necesitando la fantasía e inventar juegos


lugo / la voz

La sociedad ha dado un giro de 180 grados, pero «afortunadamente los niños siguen siendo niños», como destaca Teresa Rabal (Barcelona, 1952). Encantada en su faceta de abuela -tiene una nieta de dos años-, la artista que hace tres décadas escribió Veo Veo, El cochecito, El tren o La muñeca Rebeca sigue al pie del cañón. Hoy presentará en Lugo (Pazo de Feiras, 19 horas) «Veo Veo, el musical», con el que el 8 de junio llegará a A Coruña y el 4 de julio a Vigo.

-En un tiempo en el que muchos críos alucinan con Lady Gaga o el «Gangnam Style», ¿por qué sigue gustando el veo Veo?

-Soy partidaria de que los niños tengan su propia música, sus referentes, pero en este momento no los tienen. No hay autores ni nuevas canciones. Está bien conservar las clásicas, ¿pero por qué siguen teniendo éxito? Porque no salen otras adecuadas para ellos. Queremos hacerlos demasiado mayores rápidamente.

-¿En qué se diferencian los niños de hoy de los de antes?

-Manejan de una forma fantástica mucha más información, los ordenadores y las apps, con las que pueden aprender un montón de cosas súper rápido y divirtiéndose. Pero eso no quiere decir que no necesiten también jugar con la fantasía, compartir con otros niños, inventarse juegos... Y carecen de eso porque están demasiado solos.

-¿Y los padres han cambiado?

-Los de ahora trabajan más fuera de casa y están menos tiempo con los niños. Es verdad que el rato que están con ellos están más cercanos, pero lo quieren vivir todo muy rápido. Y las cosas son piano piano, todo necesita tiempo. Además existe un cargo de conciencia absurdo, que yo también he tenido al ser madre trabajadora, que te hace consentir más porque no estás con tu hijo. Antes se vivía con más tranquilidad. Y eso se va acentuando al ir creciendo. Los jóvenes que trabajan conmigo, por ejemplo, van en el coche con el móvil chacachacacha, chacachacacha..., y no se enteran de nada de lo que pasa alrededor. No ven el paisaje, los monumentos, las ciudades... Lo único que les importa son los mensajes, el WhatsApp, el Facebook... Y todo eso quita mucho diálogo con quienes tienes al lado. No son todos, pero sí en general.

-¿Afecta la crisis a la infancia?

-Tendríamos que pararnos a pensar porque algo va mal cuando los niños usan «crisis» y «paro» jugando al veo veo. Son muy pequeños para ver «normales» palabras que reflejan preocupaciones y problemas de adultos.

-¿En qué situación está la Fundación Teresa Rabal?

-Ahí también afecta la crisis. Está parada, que no cerrada, porque trabajaba con subvenciones de instituciones. Y las subvenciones para cultura y educación ahora son cero. Yo intenté aguantar lo máximo posible y me costó problemas económicos bastante gordos, pero al final he tenido que parar. Y es una pena porque era un trabajo precioso.

-¿Qué influencia tuvieron sus padres, el actor Paco Rabal [ya fallecido] y la actriz Asunción Balaguer en su carrera?

-Muchísima. En mi casa el mundo del teatro y del cine era el mundo de casa. Me he criado entre bambalinas y sillas de rodaje, y era lógico que me dedicase a esto.

teresa rabal artista que presentará esta tarde en lugo «veo veo, el musical»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Teresa Rabal: «Algo va mal cuando los niños usan 'crisis' y 'paro' jugando al veo veo»