El hombre que tendía puentes entre el bipartito conservador y los colectivos vecinales


En su retorno a la disciplina popular, sobre las espaldas de Tucho Carballo recayó una responsabilidad compleja: mantener abiertas las vías de comunicación entre el gobierno local, primero con el PP en solitario y a continuación en sociedad con Ivil, y las asociaciones y colectivos vecinales de Vilagarcía. Tucho era concejal de Medio Rural. Pero, sobre todo, era el hombre que debía velar por la mejora de las parroquias y la atención a las quejas de sus habitantes, en una dinámica de inevitable y permanente comparación con el centro de la capital arousana. En estrecha colaboración con Suso Longa, titular del área de Obras e Servizos, su tarea a lo largo de estos casi dos años en el gobierno de la ciudad no fue sencilla, especialmente en un momento en el que los recursos económicos se encuentran bajo mínimos.

Sandra García tomará su relevo

La inesperada desaparición de edil de Sobradelo -hace apenas unos días podía vérsele asistiendo a los partidos de las categorías inferiores de baloncesto del Liceo, en las que uno de sus nietos, escogido para la selección de Galicia, juega- obligará al Partido Popular a reformular de nuevo su organigrama de gobierno en Vilagarcía. Cuando Ana Granja, sustituta de Marta Rodríguez Arias en el pleno, ni siquiera ha tomado aún posesión, los conservadores tendrán que tramitar paralelamente el alta de Sandra García Roma. Licenciada en Administración y Dirección de Empresas, muy próxima a la diputada y viceportavoz parlamentaria del PPdeG, ocupó el número 13 de la candidatura del 2011.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El hombre que tendía puentes entre el bipartito conservador y los colectivos vecinales