«Ninguén se acorda de recompensar o esforzo dos gandeiros»

ANA F. CUBA ORTIGUEIRA / LA VOZ

ORTIGUEIRA

ANGEL MANSO

Productores lácteos critican que la industria se olvide de quienes le proporcionan la materia prima, mientras incentiva a sus empleados directos y exhibe su compromiso social

07 abr 2020 . Actualizado a las 09:47 h.

Los productores lácteos se sienten ignorados por parte de la industria, que no compensa, con un incremento de los precios, «o esforzo e o sacrificio» que están realizando para mantener la producción en plena crisis del coronavirus, con medidas de seguridad que condicionan su trabajo diario y preocupación por posibles contagios. «Ninguén se acorda de recompensarnos, algúns empresarios pensan nos seus empregados directos, que non dubidamos que o merecen, pero quen está entregando o leite somos nós», defiende Andrés Saavedra, ganadero de O Ermo, en Ortigueira.

Algunos productores han recibido cartas de la industria con la que trabajan con un mensaje de «ánimo y esperanza» ante la amenaza de la pandemia del COVID-19 y elogiando «el gran esfuerzo conjunto» del sector de la alimentación para «garantizar el abastecimiento» de productos de primera necesidad. En las misivas agradecen «el compromiso, la dedicación y la confianza» de los ganaderos, y su trabajo diario, «que es fundamental para poder transformar la leche en yogures o en quesos, o envasarla en briks y hacerla llegar a los consumidores». Concluyen con «un mensaje de tranquilidad [...], garantizando la recogida de leche durante el estado de alarma».

Pero este reconocimiento no se traduce en una mejora de los precios. «Ninguén nos dixo ‘durante el estado de alarma os vamos a pagar, ya no digo más, pero un céntimo más por litro’. Dos gandeiros non se acorda ninguén e iso senta moi mal, é un feo moi grande cara aos seus provedores», reprocha Saavedra. «Se non fora por nós, a industria ía ter máis problemas, xa non só polo leite líquido, senón tamén polos derivados. Pero as industrias nunca se acordan dun ata que lles fai falta o leite», abunda David Arnoso, presidente de Prolega, asociación de productores lácteos de Galicia, con 32 socios repartidos por los municipios de San Sadurniño, Moeche, Valdoviño, A Capela, As Pontes, Narón, Cabanas, Monfero, Miño, Paderne, Vilarmaior e Irixoa.