Espasante vuelve a indultar a Antón

El poseedor de la rifa ganadora del cerdo no apareció y la comisión de fiestas optó por donar el animal a la granja escuela Bergando, en el municipio de Negreira


ESPASANTE / LA VOZ

Antón abandonó el domingo Espasante. El cerdo que se dirigió a sus seguidores de Facebook en primera persona en los últimos meses ha emprendido una nueva vida en la granja escuela Bergando, en el municipio de Negreira. «El día 6 de enero se sorteó, coincidiendo con la lotería del Niño; esperamos un mes, como está establecido, y nadie lo reclamó. Entonces decidimos buscarle un sitio», explica Cristina Fustes, integrante de la comisión de fiestas, junto a Sergio Lamelas e Iván Díaz. Primero contactaron con la granja escuela Belelle, en Neda. «Pero como aún vive el otro Antón, no les iba bien», señala.

En el centro Bergando mostraron disponibilidad desde el principio y el domingo se desplazaron hasta Espasante para trasladar al marrano. «Lo aceptaron sin problema, allí está con una cerdita y otros tres cerditos. Ya nos han mandado vídeos de los cinco corriendo juntos», cuenta Cristina, «triste» por la marcha del gorrino, igual que sus compañeros. «Lo notaremos mañana [por hoy, viernes] al volver, porque pasamos la semana fuera de Espasante, y comprobar que no está». A ellos no les hubiera importado que Antón siguiera en su pocilga hasta la llegada de su sucesor, el próximo verano. «Pero no podíamos cargar a nuestros familiares con esa responsabilidad, porque son ellos los que se ocupan de cuidarlo durante toda la semana», apuntan.

Esta es la tercera vez que el porco Antón es indultado. En 2013, Agustín Maciñeira, Nelo, ya fallecido, se empeñó en evitar el sacrificio del gorrino, que vive desde entonces en la granja escuela Belelle. Al año siguiente se repitió la medida de gracia, con la entrega del animal al santuario animal Vacaloura, en Santiago. En 2013, el primer indulto en dos siglos de tradición, causó sorpresa. «Por ahora no hemos recibido ninguna crítica. Todo lo contrario, nos han felicitado, porque este año, como lo explotamos tanto a través de Facebook, se ha encariñado más gente con él y nos han llegado mensajes incluso de Barcelona... De hecho, el ochenta por ciento de la gente que compra las rifas ya te dice que, aunque les toque, no van a reclamarlo», indica Cristina.

«Gracias al cerdo más bueno...»

Los seguidores de la comisión de fiestas y del porco Antón recibirán en breve un mensaje de despedida, como siempre en primera persona. En la última entrada de la red social, Cristina, Iván y Sergio, le dan las gracias: «Por aguantar todas las fotos y vídeos del mundo, por llenar las calles de alegría y, sobre todo, por ser el cerdo más bueno del mundo. Gracias también por el día que te escapaste, porque hasta ese día no nos habíamos dado cuenta de lo mucho que te queríamos. Esperamos que seas muy feliz en tu nueva casita...». Y por si acaso, lanzan un mensaje a los más reticentes a la medida; «Antón no era un cerdo más, sino ‘el cerdo’, el nuestro, y el dinero no siempre lo es todo». Ahora ya planean una escapada a la granja escuela Bergando para ver cómo se adapta su marrano favorito.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Espasante vuelve a indultar a Antón