Acuerdo histórico en Ferrol para tirar al fin la muralla del Arsenal Militar

La Voz FERROL

FERROL CIUDAD

El alcalde, José Manuel Rey Varela; el delegado del Gobierno en Galicia, Pedro Blanco; y la ministra de Defensa, Margarita Robles, este jueves en Ferrol.
El alcalde, José Manuel Rey Varela; el delegado del Gobierno en Galicia, Pedro Blanco; y la ministra de Defensa, Margarita Robles, este jueves en Ferrol. CESAR TOIMIL

El muro se sustituirá por una verja que permitirá abrir la ciudad al mar

15 dic 2023 . Actualizado a las 16:49 h.

Ferrol se abrirá al mar. Un acuerdo histórico permitirá que el tramo principal de la muralla de su Arsenal Militar caiga. Después de muchos años de espera, la barrera que separa la ciudad se derribará y será sustituida por un cierre que deje a los vecinos contemplar el interior del Arsenal y sus muelles. Y hacer así posible la vieja aspiración de poder contemplar el agua desde el corazón de la ciudad del mar. El Concello y la Armada negocian desde hace meses cómo dar forma a un plan que cristalizará en un ambicioso proyecto de transformación urbana. El Ministerio de Defensa ya le ha dado su beneplácito, como corroboraba ayer su titular, Margarita Robles, durante una visita a las instalaciones militares. Y el alcalde, José Manuel Rey Varela, allí presente, lo calificaba de «la mayor actuación de transformación urbana de la ciudad de este siglo. Por primera vez —destacó— hay disponibilidad para derribar muros, y no solo físicos, sino también mentales».

La intervención forma parte de la segunda fase del proyecto para abrir Ferrol al mar, ya iniciado con la remodelación emprendida en la zona del puerto. Y en su continuidad se contempla ahora rebajar el muro y hacerlo permeable visualmente en el tramo comprendido entre la puerta del Parque del Arsenal, en Ferrol Vello, y la del Dique, próxima al teatro Jofre. Serán unos 700 metros de longitud que ganarán vistas y luminosidad a su paso por el frente de la avenida de Irmandiños, itinerario habitual de paseantes y corredores. Y se hará garantizando la seguridad en el recinto. «Queremos que la permeabilidad del muro sea totalmente compatible con la seguridad del Arsenal, porque queremos abrir Ferrol al mar desde el barrio de A Magdalena al mismo tiempo que queremos que este Arsenal se modernice y siga plenamente operativo y pueda aumentar en el futuro», defendió el regidor, agradeciendo el «espaldarazo» de la ministra al proyecto. Margarita Robles aseguró que el ferrolano será «el primer arsenal inteligente de las Fuerzas Armadas», dotando a este proyecto de «tecnología y digitalización» para garantizar esa seguridad.

«El tiempo del entendimiento»

«Es el tiempo del entendimiento —proclamó el alcalde—, de que valoremos nuestro pasado, pero que también entre todos conquistemos nuestro futuro». Y una vez conseguido el hito del consenso entre Ayuntamiento y Defensa, «toca la parte de la financiación». El Concello asumirá los 4,7 millones de euros en que se cifra una intervención integral para la que cuenta con el compromiso de que la Xunta de sufragar el 50 % del coste: «Esperamos plasmarlo próximamente y eso nos permitirá licitar el proyecto», aseguró. La actuación va más allá de la transformación de la muralla. Esa inversión millonaria contempla además la reordenación de los accesos viarios al Arsenal. También la rehabilitación de una zona exterior de la muralla, con la recuperación del foso defensivo en la zona oeste de la puerta del Parque. Y en busca de una movilidad sostenible que convierta a Ferrol «en una ciudad más verde y más saludable» la margen anexa a la muralla dispondrá de un carril bici de tres metros y un paseo peatonal de idéntica anchura, con el objetivo de contribuir a trazar en el futuro un itinerario de diez kilómetros de uso ciclista en la ciudad.

En su visita al Arsenal, la ministra conoció el buque Carnota y también estuvo en Navantia. La rueda de prensa conjunta de la ministra y el alcalde convocada para presentar el proyecto fue anulada por Defensa. Robles atribuyó la convocatoria a «un error de Prensa», y ambos realizaron sus declaraciones por separado.

El peso de Rey Varela en Madrid y las relaciones con la Armada, claves en la negociación

Estaba en la agenda de su proyecto de ciudad para los cuatro años de mandato. Y ayer, José Manuel Rey Varela, no ocultaba su satisfacción: «Mi compromiso como alcalde era que no perderíamos ni un minuto, y antes de los seis meses de mandato lanzamos ya este proyecto, no con palabras, sino con hechos», aseguró. En este sentido, agradeció el «compromiso» de la Armada y la contribución para que el acuerdo haya llegado a buen puerto, y en el que jugó un papel decisivo el almirante del Arsenal, Ignacio Frutos, que ayer actuó de anfitrión en la visita oficial. En una negociación que llevó directamente de su mano, Rey Varela hizo valer su presencia en Madrid para intensificar las relaciones institucionales, y en el ámbito militar pesó además especialmente su papel como presidente de la Comisión de Defensa del Senado y su presencia en la Cámara Alta. Todo ello, sumado al trabajo desarrollado anteriormente, habría decantado la balanza que permitirá hacer realidad la eterna aspiración ferrolana.

Para la ciudad naval tirar la tapia no solo es una cuestión urbanística, sino también simbólica: la de acabar con la separación física de la indisoluble relación entre el ámbito civil y militar. «La Armada es Ferrol y Ferrol es la Armada», recordó Rey Varela.