Llueve en el interior del Concello de Ferrol: discrepancias sobre la gestión del impacto de las obras de la cubierta

Elba de la Barrera FERROL / LA VOZ

FERROL CIUDAD

En la imagen, cubos y papel de periódico protegen el suelo en el despacho de la edil Ana Lamas también afectado por las filtraciones de agua.
En la imagen, cubos y papel de periódico protegen el suelo en el despacho de la edil Ana Lamas también afectado por las filtraciones de agua. CESAR TOIMIL

El gobierno local defiende que la supresión de las buhardillas acabará con este mal recurrente y representantes sindicales solicitan alternativas para minimizar las molestias durante las obras

22 nov 2022 . Actualizado a las 23:05 h.

Las continuadas precipitaciones de las últimas semanas han sacado a relucir un problema que, según trasladan los trabajadores del Concello de Ferrol, no resulta novedoso para ellos. Y es que, a causa del estado de la cubierta de la casa consistorial, las goteras y filtraciones se suceden e dependencias municipales con la llegada del mal tiempo.

Los trabajos de rehabilitación del Ayuntamiento, que arrancaron el pasado agosto, han agravado las entrada de agua en determinados espacios, según expone Manolo Fernández, portavoz del sindicato CIG y delegado de prevención en el Concello.

«A demolición das bufardas está a xerar continuas molestias, que comezaron cos chorreos na cuberta e que se agravaron coas choivas. Mesmo houbo que trasladar a unha persoa do seu despacho», explica el representante sindical. Un extremo que confirman desde el gobierno local, aunque puntualizan que los problemas registrados en las dependencias de la jefa de la sección de Contratación nada tienen que ver con las obras que se están llevando a cabo en la cubierta, sino que están causadas por el mal aislamiento y las filtraciones de la misma y ponen el foco en el aspecto actual de algunas de las paredes que, apuntan, prueban que no se trata de un problema nuevo. Defienden, por tanto, que la transformación del exterior del Ayuntamiento permitirá poner fin a la estampa habitual de cubos, charcos, fregonas y desconchones en el edificio público.

Humedades en un despacho cerrado y con mobiliario protegido a causa de las constantes filtraciones de agua en dependencias municipales.
Humedades en un despacho cerrado y con mobiliario protegido a causa de las constantes filtraciones de agua en dependencias municipales. CESAR TOIMIL

Aunque coincide en la necesidad de los trabajos que se están acometiendo, Fernández subraya que existen alternativas para que los funcionarios municipales puedan seguir desarrollando su labor diaria en condiciones «máis axeitadas». También desde el grupo popular avanzan que preguntarán por esta problemática durante la próxima comisión de Urbanismo, así como por los plazos para la conclusión de las obras que, exponen, podrían provocar alteraciones en la iluminación navideña de la fachada municipal, contemplada en el pliego de contratación. 

Teletrabajo y coordinación

«Así non se pode traballar e entendemos que é posible aproveitar a ferramenta do teletraballo nas áreas nas que máis influencia están a ter as obras e é algo que se podía ter contemplado», argumenta el delegado de prevención del Concello.

Intervención, Recursos Humanos o Participación son algunos de los departamentos más afectadas por las inundaciones, según detallan desde la parte sindical. Desde el sindicato CSIF, Fani González coincide en la necesidad de coordinar la aplicación del trabajo en remoto ante una «situación excepcional como es la de las obras». Así, González explicita que se presentaron varios escritos en este sentido y que una empresa de prevención emitió un informe, el pasado octubre, fruto de una visita realizada por personal técnico externo en la que se deja constancia de la necesidad de organizar al personal para «minimizar el impacto de las obras».

Por su parte, fuentes municipales aclaran que «la aplicación del teletrabajo está perfectamente regulada y las molestias derivadas de las obras son precisamente para evitar otras más graves, como las que se venían padeciendo». En este sentido, agregan que la normativa permite que el 50 % del trabajo semanal se realice en remoto. 

Además apuntan que recientemente se realizó una inspección de las distintas estancias, por parte del jefe de la Oficina Técnica del Ayuntamiento y el responsable de la empresa adjudicataria de la obra, con la finalidad de analizar posibles desperfectos derivados de los trabajos.

«La empresa adjudicataria está obligada como parte de los requisitos de contratación a disponer de una póliza de responsabilidad civil para poder hacer frente a cualquier desperfecto», determina el concejal titular del área de Urbanismo, Julián Reina.

Así, con la conclusión de los trabajos de rehabilitación de la cubierta y fachada municipal, el gobierno local aguarda poder dar carpetazo a una problemática que se arrastra «desde hace tiempo» y que, defienden, propició precisamente estas obras.

El gobierno defiende que la rehabilitación acabará con un problema recurrente

Desde el área de Urbanismo, el edil, Julián Reina, pone el foco en que los trabajos de rehabilitación de la casa consistorial están motivados, entre otros aspectos, por la necesidad de «evitar que siga lloviendo» dentro de las dependencias municipales. «Es la trigésimo segunda vez que entra agua; hay filtraciones y con las lluvias continuadas de estos días y coincidiendo con fin de semana, cuando no hay actividad en el Concello y no se puede recoger el agua, es normal que se acumule más cantidad», determina.

«El agua está entrando por los mismos sitios por los que ya lo hacía. Hay zonas en las que la pared está levantada y hay desconchones de pintura que muestran que hay un problema de humedad que viene de atrás», agrega Reina. Fuentes del gobierno local exponen que cuadros y objetos susceptibles de dañarse han sido protegidos desde el comienzo de los trabajos de rehabilitación y agregan que ha habido mayores inundaciones en el interior de la sede municipal con anterioridad a las obras.

Las buhardillas, la clave

Con respecto a los problemas de filtraciones existentes en el Ayuntamiento, Reina expone que, tal y como se constató recientemente, la configuración de las buhardillas, que están siendo retiradas, causó daños a la estructura de la cubierta. Desprendimientos de hormigón o la corrosión de la armadura metálica ponen de manifiesto la necesidad de actuar sobre el citado espacio. La aplicación de fibra de carbono y la sustitución de teja por zinc permitirán mejorar la impermeabilidad del espacio y evitar que las inundaciones sigan siendo una constante.

Las filtraciones de las buhardillas del Concello obligan a reforzar la cubierta en varios puntos

La Voz

El Ayuntamiento de Ferrol ha confirmado que fruto de la configuración de las buhardillas de la sede municipal, que serán sustituidas por una cubierta de zinc, las filtraciones han obligado a desarrollar tareas de refuerzo en diversos puntos. En concreto, los daños están producidos por desprendimientos de hormigón y corrosión de la armadura metálica hasta su desaparición en algunas ubicaciones.

Así, se aplicará fibra de carbono en los citados puntos. La retirada de las buhardillas y la sustitución de la teja mejorarán la impermeabilidad, según detallan desde el Concello.

Seguir leyendo