El cambio del horario de entrada en los comedores escolares desata las críticas de los padres

FERROL CIUDAD

Imagen de archivo del comedor escolar del colegio Ponzos
Imagen de archivo del comedor escolar del colegio Ponzos JOSE PARDO

Ahora deben dejar a los pequeños antes de las ocho de la mañana, cuando antes la hora «tope» eran las ocho y media

23 sep 2021 . Actualizado a las 10:55 h.

La entrada en vigor del nuevo reglamento de los servicios de comedor en los centros de educación infantil y primaria (CEIP) de Ferrol, aprobado por el pleno municipal en mayo del 2021 y publicado en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) en junio, ha desatado las críticas de numerosos padres. La razón de su enfado se debe al cambio del horario de entrada en el servicio de madrugadores: si antes se podía dejar a los niños para los desayunos desde las siete y media y hasta las ocho y media de la mañana, a partir de ahora deben acceder a los comedores antes de las ocho. «Llamé al Concello para preguntar a qué se debía este cambio y me explicaron que se hacía por el bienestar de los niños, para que pudiesen desayunar con calma, pero su bienestar también es el sueño y de esta forma se les obliga a levantarse más temprano de forma innecesaria», explica una madre contraria a la medida.

Además, los padres no entienden por qué hay que dejar a los niños antes de las ocho, si el servicio funciona de 07.30 a 09.00 y a los pequeños «no les lleva más de quince minutos desayunar». Y consideran además que el nuevo horario no encaja con uno de los objetivos fundamentales de este servicio, que es la conciliación de la vida familiar y laboral.

La Federación de Anpas Ferrolterra (Feanpa) ya ha trasladado al Concello las quejas de los padres por este asunto, así como por la eliminación de las clases de ajedrez en los colegios y la limitada oferta de actividades extraescolares. En una reunión celebrada este miércoles, el concejal de Educación, Antonio Golpe, explicó a los representantes de la Feanpa que «el momento del desayuno es una actividad formativa más y se trata de garantizar que se desarrolle con tranquilidad y cuidando del bienestar de los niños y así se recoge en el nuevo reglamento atendiendo a criterios técnicos de salud y docentes», según apuntan fuentes del gobierno municipal.