La Polifónica Ferrolana quiere incorporar nuevas voces

isidoro valerio

FERROL CIUDAD

I. VALERIO

Una emblemática entidad que cumple 80 años de historia

07 jul 2021 . Actualizado a las 20:50 h.

La Coral Polifónica Ferrolana cumple ochenta años desde que en 1941 echó a andar de la mano del recordado Padre Fanego ligada a la Bazán de aquellos tiempos. Desde entonces, la coral ha ido adaptándose a los tiempos y en 2017 inició una nueva andadura adoptando el nombre de Coral Polifónica Ferrolana A Magdalena, participando activamente en el espacio cultural y religioso de Ferrol. La coral, que preside en la actualidad Fernando Fernández Muíño, está dirigida desde el año pasado por Sofía Rodríguez Fernández, que a pesar de su juventud tiene una larga trayectoria y experiencia como profesora de técnica vocal del Coro Joven de la Sinfónica de Galicia. Y precisamente la incorporación de gente joven es lo que persigue en estos momentos la coral ferrolana. Tras el parón de la pandemia vuelven a estar activos y buscan nuevas voces para reforzar la agrupación con la incorporación de sopranos, mezzosopranos, contraltos, tenores, barítonos y bajos. El objetivo para la directora es el de equilibrar las diferentes cuerdas y reducir la media de edad de los integrantes, situada en torno a 70 años. Actualmente cuentan con 30 integrantes e invitan a gente de todas las edades a sumarse al conjunto para descubrir la maravillosa experiencia del canto polifónico en una agrupación de dilatada trayectoria y que se prepara ya para actuar en la ordenación del nuevo obispo, prevista para el mes de septiembre en Mondoñedo. Los interesados en formar parte de la polifónica pueden contactar con los teléfonos 604061757 y 686345823 o enviar un mensaje a amagdalena17@outlook.com.

I. VALERIO

Todos con el Baxi

El bar Sur, en la calle Magdalena 50, se ha convertido en algo así como la oficina de abonados del Baxi Ferrol. Rafael Muñoz, su responsable, está muy satisfecho de la respuesta que está dando la gente a la campaña de abonados de cara a la próxima temporada, en la que el conjunto ferrolano competirá en la máxima categoría del baloncesto femenino español, en la Liga Endesa. En el club confían en que durante lo que resta de verano se produzcan nuevas altas y crezca el apoyo a un equipo que competirá al máximo nivel la próxima temporada. Entre los nuevos abonados de esta temporada hay incorporaciones desde diferentes ciudades gallegas en las que hay pasión por el baloncesto como Santiago de Compostela o Lugo. Están ya cerca de los 800 abonados y se marcan el objetivo de superar la barrera de los 1.300. Por ello hasta finales de agosto, se ha establecido que el Bar Sur, en la calle Magdalena 50, sede la peña Ruxidos de Esteiro, sirva como punto para que todas las personas que quieran darse de alta puedan pasar por allí para certificar su ingreso en la masa social del equipo ferrolano. Quienes no residan en Ferrol podrán hacerlo también enviando un correo a abonadosuniferrol@gmail.com, solicitando darse de alta y apoyar al Baxi Ferrol al que le deseamos lo mejor.

I. VALERIO

En Ferrol, ¡por fin!

Los meses de verano son los de los reencuentros. Las playas, las calles y los establecimientos de la ciudad se llenan de ferrolanos que aprovechan las vacaciones para regresar a casa y vivir intensamente la ciudad. Este año es especial porque en muchos casos han transcurrido casi dos años desde las últimas vacaciones en Ferrol sin reencontrarse con los suyos. Como a tantos otros, la pandemia no permitió que Miguel Tenreiro y su esposa Carolina Pérez, que viven en Nueva York, viniesen el verano pasado a casa para disfrutar de las playas con sus dos hijos. Por ello, este año disfrutarán de Ferrol el doble de tiempo. Carolina se ha traído el trabajo y a las 3 de la tarde, con el cambio horario, empieza su jornada laboral online. A pesar de que es como si viviera en dos mundos, merece la pena. Proceden de Nueva York en donde residen desde hace años. Salvo el pequeño, ellos y su hijo de 13 años ya están vacunados y por ello han podido viajar. El verano todavía no ha empezado meteorológicamente hablando, pero les da igual, aprovechan el tiempo para ir de compras y llenar la despensa con imprescindibles como el café de Amador. Allí les encontramos como a tantos otros que en estos días han podido regresar, por fin, para vivir y disfrutar de este, atípico y, al mismo tiempo, especial verano. Que lo pasen muy bien.