«No queremos que otro confinamiento nos pille en un piso con dos niños pequeños»

Esta familia de Ferrol se ha comprado un terreno en Fene, y ahora busca la manera de poder levantar de forma exprés una vivienda


FERROL

A los ferrolanos Paula Pita y Javier Agra ya les rondaba desde hace años la idea de adquirir, como segunda residencia, una casa con terreno donde poder ir en vacaciones o los fines de semana. Sobre todo desde que han ampliado familia, y tienen dos niños pequeños, Roi y Teo. Antes del inicio de la pandemia por el coronavirus, ya habían mirado algunos inmuebles en zonas como Canido, con el fin de rehabilitar una casita con jardín y mudarse a este barrio ferrolano, pero ante el elevado precio de los mismos, no se decidían.

Sin embargo, el confinamiento lo ha acelerado todo. «No queremos que otro encierro nos pille en un piso sin terraza, teniendo dos niños pequeños, de 4 y 1 año», explica Paula. Aunque les gusta residir en su inmueble de Esteiro, muy céntrico y cerca de colegios y parques, reconocen que «los meses del confinamiento fueron complicados, porque los niños necesitan aire libre y entre cuatro paredes se agobiaban». «Ideamos todos los juegos, hasta bajar las persianas e ir con la linterna en busca del tesoro, compramos una colchoneta de saltos para el salón..., pero fue duro para todos», explica esta ferrolana.

Así que una vez que el estado de alarma acabó, Paula y Javier se pusieron a rastrear de nuevo en busca de un plan B por si ocurría de nuevo un confinamiento por el coronavirus. Como los precios en Ferrol eran prohibitivos, decidieron comprar un terreno en Limodre, en Fene, muy cerquita de la playa y muy soleado. «Solo nos falta adecentarlo un poco», afirma.

Ahora la dificultad se la están encontrando con cómo dotar a esa parcela de una vivienda, lo más sencilla posible -«Dos habitaciones, un baño y listo», dice Paula- y que pueda ser levantada de una forma exprés.

Casas modulares

Una vivienda de obra, por muy sencilla que sea, se alargaría demasiado en el tiempo, teniendo en cuenta la evolución del virus, y se iría bastante de presupuesto. También han consultado inmuebles modulares y casas prefabricadas de madera.

Sin embargo, en este último caso, «todo lo que hemos visto sería levantar la casa desde cero, aunque fuera de madera». «Es más barato que una construcción normal pero aún así es bastante inversión teniendo en cuenta que queremos una casa sencilla para verano y poco más. Aunque seguiremos buscando», explica Paula.

Sin embargo, esta matrona ferrolana asegura que, tal y como están evolucionando los contagios por covid-19 en las últimas semanas, «tengo pocas esperanzas de que podamos tener la casa antes de que haya un nuevo confinamiento».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«No queremos que otro confinamiento nos pille en un piso con dos niños pequeños»