Navantia recupera el pulso y emplea ya en sus obras a unas 400 personas

Unas 300 se encuentran en Ferrol y cerca de un centenar en la eólica marina en Fene

En el astillero de Fene se han retomado trabajos de eólica marina
En el astillero de Fene se han retomado trabajos de eólica marina

ferrol / la voz

El incremento en las tareas de limpieza ligadas al protocolo de seguridad aprobado por Navantia para la lucha contra la expansión del coronavirus ha permitido que crezca el ritmo de la desescalada en los astilleros de la ría ferrolana y, consecuentemente, la reincorporación de personal. Una semana después de que la empresa pública volviese a retomar trabajos en el programa de construcción de los dos buques para la Armada de Australia, los contratos que tienen en curso las antiguas Astano y Bazán generan ya ocupación para alrededor de 400 trabajadores. Unos 300 llevan a cabo distintas labores en la factoría ferrolana, mientras que menos de un centenar están en la planta de Perlío.

Toda la plantilla de Acciona, una de las compañías que se ocupan de la limpieza en las factorías -Mainfer se ocupa de estas mismas labores, pero en los buques- está ya desafectada del Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), aunque no el cien por cien de los trabajadores están incorporados, ya que hay personal de baja y otro que cuenta con patologías previas que desaconsejan aún su vuelta a la faena. No obstante, alrededor de 60 empleados de esta subcontrata están ya activos en dos turnos laborales. De igual manera, otras compañías han ido desafectando parcialmente sus ajustes para ir nutriendo de personal a las obras que estaban en curso cuando se decretó el estado de alarma y la actividad se quedó congelada bajo mínimos.

Así, además de las tareas eléctricas en el segundo buque logístico para la Armada de Australia, también se están llevando a cabo trabajos en la fábrica de Turbinas, y de mantenimiento y obras menores en algunos buques de la Armada.

Paralelamente, en la factoría de Fene Windar Renovables y otras firmas, como Nervión, están retomando los trabajos de construcción de las estructuras flotantes para el proyecto de eólica marina Kinkardine, que promueve la empresa Cobra en aguas escocesas. Se trata de cinco plataformas, aunque una de ellas se está ejecutando en el astillero gaditano de Puerto Real, obra que finalizará en torno al verano.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

Navantia recupera el pulso y emplea ya en sus obras a unas 400 personas