Mi querida Santa


anta Cecilia es un barrio ferrolano y naronés y -quizá por eso- una de las zonas de Ferrol más olvidados y con notables carencias, a las que ahora habría que añadir el esperpéntico comienzo del nuevo servicio de transporte público en esta ruta (que yo sepa). No hay información adecuada ni de horarios ni de recorridos -que quizá ni tienen ultimados- y los autobuses son un galimatías de dimensiones inadecuadas, de cambiantes números y letras que provoca retrasos y frecuente confusión en el usuario que en la espera… desespera. La lista de deficiencias no cabe en esta bitácora. Pero hay un asunto urgente que un mínimo de responsabilidad cívica e institucional obliga a denunciar para que se solucione de inmediato. Me refiero a la seguridad vial en el recorrido de esta carretera que se ha convertido en peligrosísima travesía. La intensidad del tráfico, la falta de señalización adecuada y de luz en tramos muy transitados, unidas al lamentable estado de las de aceras o su inexistencia, provocan situaciones de serio peligro para los peatones, que se confunden con el asfalto y se convierten en posible blanco de conductores que juegan con el riesgo, porque no se encontrarán con un policía que pueda intimidarles. No se patrulla esa zona, escondida en los límites de un municipio cuyos gestores políticos ni siquiera ordenan repintar los pasos de peatones. El olvido la borró de las agendas políticas… salvo si son electorales. Mi querida Santa sufre de abandono. Y puede que, si no se pone remedio, sufra en la carne de algún vecino un daño irreparable que luego se lamentará…

S

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Mi querida Santa