Triste adiós a Alberto Couce, responsable del bar Papillón

El propietario de la veterana cervecería de la calle Magdalena falleció la madrugada del jueves de manera inesperada


Ferrol

«Era una persona maravillosa, extrovertida y que vivió la vida como él quiso». A medio camino entre la tristeza y la sorpresa, como si aún no terminase de creérselo. Así hablaba este jueves por la mañana un hostelero de la ciudad de su buen amigo Alberto Couce, responsable de la cervecería Papillón, quien fallecía ese mismo día de madrugada, de forma totalmente inesperada, a los 56 años de edad.

Considerado por sus clientes y amigos como «todo un referente» de la noche ferrolana, el aresano consiguió convertir su local de la calle Magdalena en un refugio cálido y acogedor para los amantes de la cerveza y la buena música. Uno de sus compañeros cuenta que «era la persona que más sabía de cerveza de la comarca» y prueba de ello es la extensísima carta con referencias de diferentes países de todo el mundo que ofrecía a su clientela del Papillón. Él mismo contaba con su propia creación, la Polvoreta, una cerveza artesanal del tipo IPA (Indian Pale-Ale) que comenzó a producir en el 2014 con la ayuda de un amigo con fábrica en Allariz y que comercializaba no con ánimo de lucro, sino «por ilusión y amor a este mundo», según apuntaba él mismo en una entrevista en La Voz. 

Su local era su vida, su «niño», y allí consiguió ganarse una clientela fiel, siempre dispuesta a alargar la noche con una buena cerveza entre las manos. Su memoria sin duda perdurará en el recuerdo de muchos. 

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
22 votos
Comentarios

Triste adiós a Alberto Couce, responsable del bar Papillón