El alcohol está detrás de cuatro de cada diez muertes al volante en la provincia

Medicina Legal investigó 66 fallecimientos y 693 lesiones en las carreteras en el 2018


A Coruña

El Instituto de Medicina Legal de Galicia (Imelga) investigó el año pasado en sus tres sedes de la provincia -A Coruña, Santiago y Ferrol- 66 muertes y 693 lesiones de personas implicadas en accidentes de tráfico. De 47 casos en los que fue posible determinarlo, verificó que 18 víctimas daban valores positivos al consumo de alcohol, lo que supone un 38,3 %. A Coruña fue la provincia con más personas fallecidas y también en las que detectaron un mayor porcentaje de víctimas positivas en alcohol.

La investigación señala que el alcohol fue la sustancia tóxica más habitual, consumida sola o conjuntamente con otras drogas: cocaína, o en combinación con cocaína y cannabis. No detectaron ningún caso de psicofármacos mezclados con alcohol. Los psicofármacos se hallaron en todos los casos en rango terapéutico, excepto en un caso en el que comprobaron su combinación con el consumo de cocaína.

La directora del Imelga, Beatriz Otero, destaca en su informe sobre estos accidentes la importante diferencia entre óbitos según el sexo. Fueron 54 fallecidos varones por 12 mujeres, más del cuádruple de hombres. Resalta asimismo «unha notable diferencia no tipo de usuario da vía segundo se trate de homes ou de mulleres falecidas. As mulleres falecidas foron sobre todo como consecuencia de atropelos ou como ocupantes». Sin embargo, entre los varones, dos terceras partes eran conductores, casi todos los motoristas que perdieron la vida (27 de 28 en Galicia) y el único ciclista. También eran solo varones los tres peatones fallecidos en la comunidad, y con edades superiores a 65 años.

Franjas de edad

Respecto a edades de las personas fallecidas en siniestros de tráfico en la provincia, la más habitual fue entre 30 y 45 años (18 en total: 8 en Santiago, 7 en A Coruña y 3 en Ferrol. En Ferrol la edad más frecuente fue entre 75 y 85 años, 4 muertes), seguida de entre 75 y 85 años, con 11 casos en total (5 en A Coruña y 2 en Santiago). El tramo de edad con menos fallecidos fue el de 0-15 años, solo 1 caso investigado en Santiago.

El período del año con más muertes de tráfico fue verano, con 20 (10 en A Coruña, y 5 en Ferrol y en Santiago). Le siguieron 16 en invierno (11 de ellas en el área de A Coruña), 15 en primavera y 15 en otoño (8 en el área de Santiago).

Donde más personas lesionadas de tráfico se investigaron fue en la sede del Imelga de Santiago (342), y después en las de A Coruña (264) y Ferrol (87).

Desde el 2014, el Imelga colabora con la Guardia Civil de Tráfico y las policías locales para estas investigaciones. Las cifras que facilita el Imelga pueden no coincidir con las de otras instituciones por dos motivos: porque hace un seguimiento de la evolución y complicación de las personas accidentadas en ocasiones durante meses, y porque personas que sobreviven pueden fallecer después en otra provincia, explica.

Notable descenso de los suicidios con 129 casos, la cifra más baja en más de una década de datos

El Imelga destaca que en el 2018, por primera vez en 7 años, la cifra de suicidios bajó de 300 en Galicia, al contabilizarse 288 casos. En la provincia coruñesa el número descendió por vez primera de 130, pues los juzgados tuvieron conocimiento de 66 en el área de A Coruña, 46 en la de Santiago y 17 en la de Ferrol, en total 129. Es la menor cifra desde que hace 14 años comenzaron a difundirse las memorias de esta institución. Durante el 2014 se investigaron 394 suicidios en la provincia, casi un 37 % más que el año pasado.

A pesar de este notable descenso, A Coruña se mantiene como la provincia donde más personas se quitaron la vida, aunque si se consideran casos por 100.000 habitantes en Lugo y Ourense tuvieron una mayor incidencia, en términos relativos. El mayor número de casos de esta muerte violenta corresponde a varones, el 69 %. El mecanismo más utilizado fue el ahorcamiento en los varones, y el envenenamiento y ahorcamiento en las mujeres. El lugar más elegido, el propio domicilio o su entorno. Y la edad media se aproximó a los 60 años, aunque en la casuística gallega del año pasado hubo desde jóvenes de 18 años hasta personas casi centenarias, de 97 años.

Más de 12.500 pericias y casi 11.000 informes médicos, psicológicos y sociales

Investigar las muertes es una de las principales actividades del Imelga. El año pasado, para la Administración de Justicia, intervino en la provincia en 512 muertes por causas naturales (276 en el área de A Coruña, 179 en la de Santiago y 57 en la de Ferrol) y 449 violentas (224, 167 y 58, respectivamente). En total fueron 961 óbitos (500, 346 y 115). La mayoría de las muertes violentas fueron por accidentes, en los que existe una gran variabilidad, aunque las más habituales se debieron a caídas fortuitas y siniestros de tráfico. Le siguen los suicidios, y finalmente los homicidios (seis en toda la provincia: cinco en el área coruñesa, 1 en la de Santiago y ninguno en la de Ferrol). Las muertes naturales fueron en su gran mayoría por patología cardiovascular: 214 en la zona de A Coruña, 111 en la de Santiago y 42 en la de Ferrol.

Pero el personal del Imelga trabajó en otros ámbitos. Realizaron 12.544 pericias y 10.892 informes. De clínica forense efectuaron 9.647 pericias y 8.830 informes. Aquí el trabajo se repartió en más de 20 situaciones. La mayoría fueron investigaciones relacionadas con agresiones ordinarias (1.556 en A Coruña, 1.180 en Santiago y 469 en Ferrol), pero también por violencia de género (300, 182 y 30, respectivamente) o sexuales (62, 43 y 14). Además, intervinieron en lesiones de tráfico, laborales y fortuitas; para ingresos en residencias, incapacitaciones, internamientos psiquiátricos o en residencias; o para determinar la edad de menores.

Los especialistas de psicología participaron en 1.587 pericias (692 en Santiago, 688 en A Coruña y 207 en Ferrol) y 752 informes (403 en A Coruña, 205 en Santiago y 144 en Ferrol); y los de trabajo social en 1.310 pericias e informes (612 en A Coruña, 493 en Santiago y 205 en Ferrol). Este personal participó en casos de violencia de género, conflictos familiares y valoraciones diversas psicológicas o sociales.

Tres centros en la provincia con 63 profesionales especializados

Entre los tres centros del Instituto de Medicina Legal de Galicia situados en la provincia ejercen 61 profesionales especializados en las investigaciones médicas, psicológicas, de trabajo social y de otro tipo demandadas por jueces, tribunales y Fiscalía.

En el año 2018 realizaron 12.544 pericias (9.647 los médicos forenses, 1.587 psicológicas y 1.310 de trabajadores sociales) y emitieron 10.892 informes (8.830 médicos, 752 psicológicos y 1.310 sociales).

La entidad la dirige Beatriz Otero, una de las 11 médicos forenses que ejercen en la sede de Santiago. Con ellos trabajan 3 psicólogos, 3 trabajadores sociales, 3 funcionarios de los cuerpos generales, 2 tramitadores, 1 auxilio y 2 auxiliares de autopsia. El centro compostelano reúne así una dotación de 25 profesionales y atiende los partidos judiciales de Santiago, Arzúa, Muros, Negreira, Noia, Ordes, Padrón, Ribeira y los pontevedreses de Lalín y A Estrada (dos comarcas adscritas al área sanitaria de Santiago).

En A Coruña ejercen 25 profesionales: 12 médicos forenses, 3 psicólogos, 3 trabajadores sociales, 4 funcionarios de cuerpos generales y 3 auxiliares de autopsia. Atienden la demanda de los partidos judiciales de A Coruña, Betanzos, Carballo y Corcubión.

En el centro de Ferrol ejercen 13, que son 5 médicos forenses, 2 psicólogos, 2 trabajadores sociales, 2 funcionarios de los cuerpos generales y 2 auxiliares de autopsia. Su área son los partidos judiciales de Ferrol y Ortigueira.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El alcohol está detrás de cuatro de cada diez muertes al volante en la provincia