Sanar la imagen del Ayuntamiento


La definición que hace el Diccionario de la Real Academia Española de Ayuntamiento es esta: «corporación compuesta por el alcalde y varios concejales para la administración de los intereses de un municipio». Y ahí, en la parte final, está la miga. En lo de «administrar los intereses de un municipio». Los de sus vecinos. Y aunque parece que en Ferrol ha ganado todo el mundo, no ha sido así. Más allá de lecturas partidistas de los resultados, estos son muy claros: PP doce ediles; PSOE ocho; Ferrol en Común, tres; Bloque, dos. No. No han ganado todos. La aritmética de las alianzas le da toda la posibilidad (y la responsabilidad) a Ángel Mato de encabezar un gobierno que puede arrancar con once ediles o con trece. Con un bipartito o un tripartito. De momento, ni eso se sabe. Si armar ese ejecutivo va a ser complejo, el día a día tampoco va a ser un camino de rosas. Depende de Mato escoger compañeros de viaje y depende de Mato trazar las líneas para que el trayecto sea duradero. A mayores de todos los problemas que tiene Ferrol y en los que el Ayuntamiento puede y debe intervenir, el socialista ha de sanar la imagen del Concello, ahora dañada por polémicas, escasa gestión y estridencias estériles. Ha de rehabilitar el barniz institucional del Ayuntamiento y «administrar los intereses de un municipio». El reto es grande. Los hechos dirán.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Sanar la imagen del Ayuntamiento