Casi dos millones de papeletas para 90 mesas

El proceso electoral implica de lleno a doce trabajadores municipales


Ferrol

Para que todo esté preparado en el día de hoy, el equipo municipal que organiza la logística de las elecciones trabaja a destajo desde hace tres semanas. La habitual complejidad de cualquier cita electoral se duplica esta vez. Y eso cuando aún no está curada la resaca de los últimos comicios celebrados, los generales del pasado 28 de abril. De la vorágine que supone son suficientemente elocuentes las cifras: 43 edificios que actúan como colegios electorales, 180 urnas, 90 mesas electorales y 810 ferrolanos llamados a constituirlas, entre presidentes, vocales y dos suplentes por cada puesto.

En los tiempos del objetivo papel cero en las administraciones, este 26M no faltará papel. Entre las mesas y cabinas ferrolanas se pondrán a disposición de los votantes 1.820.000 papeletas. El grueso de ellas se corresponden con las elecciones al Parlamento Europeo, al que se presentan 32 candidaturas. Y a Ferrol la Delegación del Gobierno ha enviado 45.000 de cada una de ellas. Para las municipales, serán menos. Hubo un tiempo en el que se exigía que hubiese hasta un 110 % del número total del censo para cada partido. Pero ahora se aplica una técnica de muestreo. Y ha derivado en que habrá 40.000 papeletas para cada partido con representación actual en la corporación -PP, Ferrol en Común, PSOE, BNG y Ciudadanos- y 30.000 por cada una de las otras seis formaciones que optan a entrar en el salón de plenos.

Desde cabinas a bolígrafos

Personal municipal las tiene cargadas en coches desde días antes. Y se establece un retén para poder atender eventuales situaciones de ausencia o desaparición de papeletas de alguna formación, como ocurrió anecdóticamente en las últimas generales. Para que puedan llegar a las urnas hay un engorroso proceso previo de clasificación, para hacer 90 lotes para cada mesa. Además de papeletas, hay que prever sobres, el kit para los miembros de la mesa, con el censo, bolígrafos, lápices rotuladores fluorescentes, reglas... De este material se encarga en teoría la Delegación del Gobierno. Pero el Concello se ocupa de subsanar carencias o imprevistos. Como cuando hace un mes tuvo que comprar un lote de sacapuntas porque los lápices venían sin afilar.

Ayer se ultimaba el montaje en varios colegios electorales: mesas, sillas, cabinas -una por colegio-, rampas... entre ellos el de las Mercedarias. Es uno de los últimos en prepararse porque sus instalaciones tienen uso hasta el último momento. Al igual que en otros centros escolares, todo lo colocado deberá ser retirado la propia noche electoral para permitir su normal funcionamiento el lunes. El proceso electoral implica de lleno a doce trabajadores municipales, desde el secretario general -delegado por ley de la junta electoral de zona de Ferrol- al Centro de Recursos Informáticos (CRI), el departamento de Estadística y la cuadrilla de Obras y Servizos. Deben garantizar que a las ocho de la mañana todo este listo para la constitución de las mesas. Y para que a las nueve puedan empezar a recibir a los primeros votantes.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Casi dos millones de papeletas para 90 mesas