Navantia desembarca en EE.UU. a por el megacontrato naval

Un equipo de ingenieros de la firma española ya adapta el modelo F-100 a los requerimientos de la US Navy


Ferrol

«Hemos abierto oficina para confirmar nuestro compromiso con Estados Unidos, con la Marina americana y con su industria, pero también queremos reforzar nuestra relación con los socios industriales y buscar oportunidades comerciales». Así se expresó la presidenta de Navantia, Susana de Sarriá, tras la inauguración, en Washington, de la nueva delegación en el extranjero de la firma pública, de la que estará al frente el ferrolano Francisco Barón.

El telón de fondo del desembarco de Navantia en el país es el megaconcurso que tiene abierto la Marina americana para la construcción de 20 fragatas FFGX, y en el que la empresa española participa de la mano de GD Bath Iron Works. Otros cuatro astilleros también pugnan con esta alianza por hacerse con el pedido, cuya fabricación se ejecutará íntegramente en el país.

Basado en las F-100

Navantia y Bath Iron Works compiten con el diseño de las F-100, aunque están adaptándolo a los requisitos de la Marina estadounidense, para cuyo desarrollo la empresa ha desplazado a un equipo de ingenieros, que cumplen con su labor en el astillero del socio americano.

Según ha informado Navantia, el contrato de diseño conceptual tiene una duración de 16 meses, al final de los cuales se presentará la pertinente oferta para la selección del constructor de las 20 fragatas, lo que se producirá en el 2020.

En el acto, Susana Sarriá, ha recordado que la relación entre España y Estados Unidos por la industria naval se remonta a hace unos sesenta años. Los astilleros españoles empezaron copiando los diseños de los americanos. «Fuimos evolucionando y, nos permitieron aprender hasta que conseguimos que nuestras propias fragatas se pudiesen exportar. Ahora, hemos dado la vuelta a la situación y estamos en el momento de aspirar a diseñar fragatas para la Marina americana», apostilló.

La CGT pide movilizarse por más trabajo y por la fábrica de Turbinas

La CGT de Navantia Ferrol insta a la movilización de los trabajadores de la ría, después de haberse dado a conocer esta semana la estructura de la compañía, que implica que la fábrica de Turbinas «vaia esmorecendo», lo que entiende como «outro xeito de destruír a empresa pública».

Además, la central recuerda que la plantilla del astillero de Puerto Real (Cádiz) ha iniciado movilizaciones en petición de más carga de trabajo y sostiene que en Ferrol también se va a producir un bache de ocupación entre la entrega de los buques de aprovisionamiento en combate para la Armada de Australia y el inicio de la construcción de las futuras fragatas F-110 para la Marina española. «Non debemos esperar que empecen os despedimentos para esixir carga de traballo que permita salvar ese bache e manter os empregos», asegura el sindicato, con presencia en la planta ferrolana.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Navantia desembarca en EE.UU. a por el megacontrato naval