El Cantabria regresa a Ferrol tras dos meses de despliegue con la OTAN

El buque partió el 16 de octubre de su base para unirse al mayor ejercicio internacional de los últimos años. El Arsenal ferrolano se abarrota por Navidad


El Buque de Aprovisionamiento en Combate (BAC) Cantabria ha regresado esta mañana a su base en Ferrol tras dos meses de despliegue con la OTAN.

Entre las actividades llevadas a cabo por el Cantabria, integrado en la Agrupación Naval Permanente de la OTAN Nº 2 (SNMG2), «destaca su participación en los ejercicios de la Trident Juncture 2018», los más importantes de la OTAN en los últimos años, destaca la Armada en un comunicado.

El buque ferrolano se unió a un operativo integrado por 70 buques, 40.000 soldados y más de 10.000 vehículos de 31 países OTAN y asociados.

Además de participar en las citadas maniobras, el Cantabria llevó a cabo patrullas de seguridad marítima en el Mediterráneo, recalando en los puertos de Argel (Argelia), Aksaz (Turquía) y Alejandría (Egipto).

Los dos meses en los que el BAC ha pertenecido a la SNMG2 dejan un balance de 39 maniobras de aprovisionamiento a un total de 12 barcos de diez nacionalidades distintas, aumentando así la permanencia de las fuerzas en las que ha estado integrado. Aparte de a los buques de la SNMG2, el Cantabria ha prestado apoyo logístico a buques de la SNMG1 y de la Operación EUNAVFOR MED Sophia.

Durante todo este tiempo desplegado, la dotación del buque, recibida esta mañana en puerto por sus allegados, ha estado compuesta por 170 personas. En este grupo de hombres y mujeres, se incluyen la dotación de la Unidad Aérea Embarcada (UNAEMB) del helicóptero Sea King de la Quinta Escuadrilla de Aeronaves de la Armada, y los miembros de un Equipo Operativo de Seguridad (EOS) de Infantería de Marina procedente del Tercio de Levante (Cartagena).

Desde su partida el pasado 16 de octubre, hasta su regreso hoy, el Cantabria ha permanecido 62 días fuera de su base, navegado más de 12.000 millas náuticas y visitado seis puertos extranjeros.

Un Arsenal de Ferrol abarrotado por Navidad

ÁLVARO ALONSO

Las llegadas de la F-101, el Cantabria y el Serviola completarán los amarres castrenses

El pasado martes, el buque de aprovisionamiento en combate (BAC) Cantabria, se despidió de la fragata neerlandesa De Ruyter, líder en este momento de la SNMG-2. El buque finalizó así dos meses en el mar integrado en la Agrupación Naval Permanente número 2 de la OTAN. Y una vez ejecutado este papel esencial en la flota de la Alianza, puso rumbo a casa. Su llegada está prevista alrededor de las diez de la mañana de este lunes en un muelle del astillero de Navantia.

El jueves, el Cantabria hizo la última escala del despliegue en la capital portuguesa, Lisboa, siempre alerta como parte del Mando de Operaciones del Estado Mayor de la Defensa. Además, el sábado se dio la casualidad que durante la navegación por el Atlántico hacia Ferrol encontró al buque escuela Juan Sebastián de Elcano, que en este momento está en la cuenta atrás para un nuevo crucero de instrucción.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

El Cantabria regresa a Ferrol tras dos meses de despliegue con la OTAN