Repuntan los desplazamientos en bici para comprar droga en los campamentos

Las fuerzas de seguridad y los vecinos detectan un aumento de los viajes a pedales o a pie a los asentamientos chabolistas de Ferrol y Narón para tratar de burlar la vigilancia sobre los coches


Ferrol

La presión policial sobre los principales puntos de venta de drogas existentes en Ferrol y Narón ha propiciado un cambio de hábitos de los compradores, que tratan de burlar las vigilancias que se establecen en los accesos a los campamentos. Este hecho, unido a que en algunos asentamientos chabolistas no permiten el acceso de los coches, deriva en un notable incremento de los desplazamientos en bicicleta o a pie.

En el caso del campamento de Freixeiro, los vecinos de la zona aseguran que desde mediados del pasado mes de noviembre se ha notado un incremento de la gente que acude a comprar droga andando, aunque el trasiego de vehículos de cuatro ruedas también es considerable. De hecho, los residentes en este barrio naronés sostienen que, tras una temporada en la que se percibía una menor actividad en el asentamiento chabolista, lo que les daba bastante tranquilidad, las visitas se han incrementado desde hace varias semanas.

«Son ciclos», señala la presidenta de la asociación de vecinos de Freixeiro, Maribel Mouriz, apostillando que «suele venir más gente cuando se producen detenciones en otros sitios, aunque en esta ocasión no tenemos conocimiento de que hubiese ninguna operación policial cerca».

En cuanto a la «ruta de las bicicletas», la mayor incidencia se registra en la carretera de San Xoán a San Pedro, en Ferrol. El trasiego de consumidores que acuden en bicicleta a comprar droga en el campamento de Los Chaquetas es más habitual por las noches, con el riesgo que conlleva para el resto de usuarios de esa vía pública, porque suelen ir sin luces y desprovistos de las indumentarias propias de los ciclistas para hacerse visibles en la oscuridad, ya que precisamente lo que pretenden es pasar desapercibidos.

Según fuentes consultadas por este periódico, los más habituales suelen utilizar un recorrido alternativo, a través de un sendero por el que se accede al asentamiento por la parte de atrás, logrando así burlar las vigilancias policiales.

¿Y por qué van en bicicleta? Porque los agentes encargados de realizar vigilancias en las zonas próximas a los campamentos, tarea que suele realizar el Cuerpo Nacional de Policía, conocen sus coches y, hasta ahora, no prestaban tanta atención a la gente que circulaba a pedales.

Pero la situación ha cambiado, de hecho la Policía Local de Ferrol ha interceptado la misma noche a dos ciclistas que circulaban por la carretera de San Xoán-San Pedro, contra los que se formularon las oportunas denuncias por infringir la normativa de seguridad vial. Se desconoce si su destino era el asentamiento chabolista.

La primera de las intervenciones de los agentes locales se produjo a las 22.40 horas del miércoles en la carretera de San Xoán. Se trataba de un hombre de 48 años que circulaba en una bicicleta sin luz y con ropa oscura. Dio positivo en cocaína y opiáceos, por lo que se le retiró el vehículo y tendrá que hacer frente a una sanción de mil euros.

La segunda intervención de los agentes ferrolanos se produjo una hora después, minutos antes de las doce de la noche, en la zona de San Pedro. También se trataba de un varón que iba en bicicleta, pero ocupaba gran parte de la calzada porque circulaba haciendo zigzag, por lo que fue sometido a las oportunas pruebas y arrojó un resultado de 0,40 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

Se le retiró igualmente el vehículo y la multa en este caso tiene un importe de unos 500 euros.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Repuntan los desplazamientos en bici para comprar droga en los campamentos