Más gasolina para el Astillero 4.0

Navantia y la Universidad de A Coruña amplían la unidad mixta de investigación para continuar con los trabajos que transformarán las nuevas tecnologías en Ferrol


Ferrol

La unidad mixta de investigación (UMI) formada por Navantia y la Universidad de A Coruña para desarrollar nuevas tecnologías a implantar en el marco del Astillero 4.0 comienza nueva andadura. Ayer se firmó en A Coruña la ampliación de los trabajos, por parte del rector, Julio Abalde, y del director de Tecnologías Digitales de Navantia, Carlos Merino, después de haber obtenido el respaldo de la Consellería de Economía a este proyecto.

La UMI Astillero 4.0. estuvo operativa entre los años 2015 y 2018 y ahora contará con una segunda fase de otros cuatros años, hasta el 2021. Navantia entiende que el impulso a los proyectos adscritos a esta unidad de investigación servirá de acicate para la implantación del astillero de futuro en la factoría ferrolana.

La empresa que preside Susana de Sarriá ha informado de que en estos tres próximos años, la UMI continuará trabajando en las líneas de investigación abiertas en 2015, entre las que destaca la mejora de procesos en el astillero y acercamiento de la tecnología al puesto de trabajo, para acometer el programa de las nuevas fragatas F-110. Se desarrollarán proyectos de modelado y simulación de procesos de fabricación de buques y de eólica marina, trazabilidad de componentes inteligentes en base a la tecnología patentada TagWan y Sistema de Servicios Integrados (también conocido como buque sin cables) y que cuenta con la colaboración de la Universidad de Vigo y añadirá dos nuevos proyectos, uno sobre desarrollo del concepto de Gemelo Digital, que servirá de base para la fragata F-110 y otro sobre Operador asistido, que contará con la ayuda de Centro Tecnológico de Automoción de Galicia (CTAG), y busca ayudar al trabajador en la minoración de esfuerzo en determinadas tareas.

Presupuesto

Si bien la primera edición de la Unidad Mixta de Investigación contó con un presupuesto oficial de 2,3 millones de euros -la inversión real fue mayor porque se extendieron algunos trabajos- ahora esta segunda fase tendrá un impacto económico un poco más elevado, al rondar los 2,6 millones de euros. De ese montante, Navantia aportará 1,5 millones de euros, la Xunta más de 777.000, y la Universidad, 263.000.

Fruto de los proyectos de investigación de la UMI, en el astillero ferrolano ya se empezaron a aplicar algunas de las innovaciones. Así, se ha diseñado un dron capaz de realizar inspecciones en los tanques de los buques. El vehículo no tripulado tiene por misión realizadas un mapeo del lugar que tiene que rastrear, llegando fácilmente a lugares poco accesibles, y envía los datos recogidos a un ordenador. Así pueden detectarse defectos estructurales como corrosiones o fisuras.

Carlos Merino: «En innovación, lo difícil es hacer los proyectos realidad»

b.c.

Asegura que la UMI ayudó mucho en el arranque de los conceptos del Astillero 4.0 en Navantia

Carlos Merino, director de Tecnologías Digitales de Navantia, considera que, tras la puesta en marcha, hace tres años, de la UMI, ahora toca implementar todos los desarrollos.

-Ahora ya está más cerca ese modelo de astillero de futuro, ¿no?

-Sí, efectivamente. En temas de innovación, lo más difícil no es hacer los proyectos, sino que, una vez que los tienes terminados, ser capaz de que salten del papel a la realidad, lo que los anglosajones llaman superar el valle de la muerte. El 90 % de los proyectos de I+D se mueren una vez que se terminan, no llegan a la industria. Entre el 2015 y el 2018 hemos hecho mucho trabajo y ahora lo que tenemos que hacer es concretar las soluciones.

Seguir leyendo

 

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Comentarios

Más gasolina para el Astillero 4.0